Galápagos: todo sobre la amenaza de tsunami

  Actualidad

Galápagos: todo sobre la amenaza de tsunami

En tanto, el Inocar descarta perturbaciones de oleajes en playas continentales de Ecuador

Tsunami
El Inocar menciona que la ola en Galaápagos puede llegar a 50 centímetros.Archivos.

La ola que se generó en el Mar del Pacífico, tras el movimiento telúrico de 7, 4 que se suscitó en México, hace pocas horas, avanza y llegará a Galápagos entre las 14:35 a 15:00. Esta ola puede llegar a medir 50 centímetros, por lo tanto es considerada como un tsunami.

El terremoto de magnitud 7,5 que sacudió este martes con fuerza el centro y sur de México deja al menos un muerto por un derrumbe en el municipio oaxaqueño de Crucecita, epicentro del movimiento telúrico.

México: Al menos un fallecido por derrumbe tras el terremoto de 7,5

Leer más

El instituto Oceanográfico de la Armada del Ecuador (Inocar), lo explicó a través de una rueda de prensa hace pocos minutos, antes los medios de comunicación.

El Comandante Santiago Coral, subdirector técnico del Inocar mencionó que esperan que la ola pierda densidad, por estar en mar abierto y que cuando llegue a la región insular no pase más de 30 centímetros. Lo que solo provocaría un aumento del nivel del mar de 20 a 30 centímetros.

“Esperemos que no sea más que un susto”, expresó.

En cuanto a la costa de la zona continental ecuatoriana, es decir, en todas la playas del país sin contar Galápagos, están fuera de peligro, explicó el funcionario.

terremoto méxico

Autoridades evalúan posible tsunami en costas de Ecuador tras terremoto en México

Leer más

“La ola se ha propagado por el Pacífico, en México existió olas de hasta 61 centímetros y por Centroamérica, por donde pasa, es de 35 y 40 centímetros (…) Las perturbaciones son mínimas. Mientras se encuentra en aguas profunda, la dimensión de la ola es menor”, indicó.

El centro, que recibe información del Centro de Alertas de Tsunami del Pacífico, según mencionó, está en permanente monitoreo de la red marigráfica de Galápagos y transmite cada detalle técnico a la Secretaria de Riesgo, la que, aclaró, será la encargada de cualquier alerta. “como centro de monitoreo hemos dado las alertas necesarias”, concluyó.