Sevilla da golpe de autoridad al Molde

  Actualidad

Sevilla da golpe de autoridad al Molde

El bicampeón de la Liga Europa goleó 3-0 al club noruego en la ida, asegurando medio pase a octavos de final

Celebración. El atacante español Fernando Llorente (24) fue la figura del equipo sevillano, anotando los dos primeros goles del encuentro. Con este 3-0, los españoles estarían virtualmente clasificados a los octavos de final del torneo.

El Sevilla, vigente campeón del certamen, ganó 3-0 en la ida de los dieciseisavos de final de su competencia preferida, tras ser eliminado de la Liga de Campeones. Salvo una catástrofe en Noruega, los blanquirrojos dejaron virtualmente resuelta la eliminatoria ante un débil Molde.

En un partido plácido ante la endeblez del rival, los sevillistas impusieron su gran fortaleza en su estadio, donde suman ya trece triunfos seguidos entre la liga española, Copa y competiciones europeas, con un doblete del redimido Fernando Llorente, al final del primer tiempo y al comienzo del segundo, y otro del francés Kevin Gameiro en el tramo final.

Volvía al Sánchez Pizjuán la competición talismán del Sevilla, que es tetracampeón y vigente ganador de la Liga Europa, ante un rival, el Molde, considerado propicio a priori, pero que fue la gran revelación en la fase de grupos, pues quedó primero ante equipos de fuste como el Ajax holandés, el Fenerbaçe turco y el Celtic escocés.

El conjunto español llevó siempre el peso del partido, saliendo con intensidad pero sin claridad en el juego ofensivo, con lo que apenas creó ocasiones de gol al verse obstruido por el ordenado esquema del equipo entrenado por el mítico exjugador del Manchester United Ole Gunnar Solskjaer, que llegó a la eliminatoria en plena pretemporada.

El Molde, que acabó la fase de grupos invicto fuera, presionó con criterio, no dejó huecos atrás y buscó salir rápido a la contra, su mayor virtud, con Elyounoussi, Gulbrandsen y el senegalés Diouf. Pero los actuales campeones de la Liga Europa no iban a ceder en su reducto.

Ya con el Molde entregado, los hispalenses pudieron ampliar su goleada en varias acciones, sobre todo en una contra de Gameiro y un disparo ajustado de N’Zonzi, pero les faltó acierto, con lo que el choque acabó 3-0, una magnífica renta para la vuelta.