Regresa la tradicion

  Actualidad

Regresa la tradicion

Entrenador. Pablo Zevallos, de 33 años, fue la joven cabeza detrás del título provincial.

Despertaron del letargo. Ocho años después de que Barcelona obtuviera el último título de campeón en una Liga Provincial de Baloncesto, volvió al podio la noche del jueves pasado en el mismo torneo, ahora denominado Copa Ciudad de Guayaquil, con la victoria por 88-53 sobre el club Juvenil de Vinces.

En un coliseo del colegio San José La Salle abarrotado por cientos de hinchas, los canarios dejaron la prueba más contundente de que en esta disciplina están más vivos que nunca.

Engels Tenorio, con la máxima cantidad de triples anotados del torneo (34), y el cubano-ecuatoriano Marvin Cairo, el mejor encestador con 227 puntos, rompieron todas las marcas. De ahí que en la final la diferencia de puntos en cada cuarto fue dinamitadora: 23-9, 24-11, 21-17 y 20-16.

¿La clave? Una base de jugadores de la Fundación Caballito Zeballos, institución con la que Barcelona estableció una alianza estratégica desde el año pasado cuando entró la dirigencia de José Francisco Cevallos. Eso y refuerzos nacionales experimentados de la talla de Aníbal Malatay, Engels Tenorio Jr., Carlos Carcelén (capitán), Paúl Cano, José Luis Mejía y el cubano-ecuatoriano Marvin Cairo, hicieron a un Barcelona ganador.

Para el joven entrenador del quinteto canario, Pablo Zeballos, de 33 años, el mérito estuvo en que el equipo se compacte y encuentre su ritmo y estrategia de juego. “Nos costó mucho. El torneo comenzó hace tres meses y en ese entonces todos nos ganaban. No fue sino en las semifinales y finales que la plantilla se compactó y pudo salir adelante”, explicó Zeballos a EXPRESO, un día después de levantar la corona. Para él, la Liga Provincial es su primer título como entrenador, ya que antes, como asistente técnico, ayudó a lograr el título provincial y nacional de Barcelona en el 2008, mientras que en el 2010 ayudó en el trabajo del equipo de ADN.

Proveniente de una familia de entrenadores dedicados en cuerpo y alma a este deporte, Zeballos es claro en sus palabras y asegura que el título marcará un antes y un después. “Hace seis años que no había un torneo provincial. Barcelona no deja de ser una marca, marca que a un deporte tan tradicional como el baloncesto sirve muchísimo para llamar la atención de todos”.

El Ídolo definirá en las próximas horas si ingresará a disputar la Liga Nacional de Básquet que inicia en 10 días.