Actualidad

Reanudan las obras del Centro Binacional de Atención en la frontera con Perú

La infraestructura está avanzada en un 97 % en la obra física y servirá al control migratorio en esa zona

centros
El moderno Centro Binacional de Atención en Frontera Macará – La Tina va camino a su inauguración, afirman las autoridadescortesía

Luego de ejecutarse un desembolso en favor del contratista, que supera los 1.3 millones de dólares, el ministro de Transpore y Obras Públicas, Marcelo Cabrera, dispuso la reanudación de la etapa final de la construcción del Centro Binacional de Atención en Frontera (CEBAF) Macará – La Tina, cuyo avance en la obra física es del 97 %. 

11

Milagro: El mercado que no vende ni lo visitan

Leer más

La edificación, que será la puerta de entrada de los visitantes del Perú, facilitará el control migratorio y optimizará la ejecución de trámites "en virtud que dispone de todos los servicios que requiere este tipo de centros", señaló esa cartera de Estado.

El 26 de julio, técnicos de la constructora llegaron a Macará (provincia de Loja) para instalar los equipos eléctricos y electrónicos, cámaras y pantallas led, y verificar la automatización de puertas, luces y seguridades. Además se coonció que avanza el proceso para la importación de sensores y escáneres de maletas de última tecnología.

Este proyecto, que persigue ofrecer una infraestructura adecuada para la atención de los usuarios, se enmarca en el Plan de Desarrollo Integral Fronterizo suscrito entre Ecuador y Perú, indicó Eduardo Punín, subsecretario Zonal 7 del MTOP.

Con esta obra también se mejora la calidad de vida de los habitantes de la zona y se impulsa las relaciones bilaterales entre ambas naciones”

Eduardo Punín, subsecretario Zonal 7 del MTOP.

El centro demanda una inversión de más de 12 millones de dólares y se estima que beneficiará a alrededor de 400.000 habitantes de los cantones Celica, Pindal, Puyango, Zapotillo y Macará, ubicados en la zona de integración fronteriza de Loja.

"El CEBAF Macará-La Tina dinamizará la economía en la frontera sur, permitiendo a los transportistas y agricultores de Ecuador y Perú, trasladar sus mercancías de una manera más rápida y segura", recalcaron en su oportuidad las autoridades.