Actualidad

En Quisapincha se mantienen las tradiciones ancestrales

Fieles Manuela Yucailla lleva alimentos a sus muertos.

Manuela Yucailla, de 56 años, llegó antes del mediodía con su banquete, que no es otra cosa que la comida que le gustaba a su madre María Dolores, quien murió hace más de diez años y la puso sobre la tumba.

Betty, una de las hijas mayores, asegura que los antiguos tratan de inculcar la tradición a la nueva generación para que no se pierda, la joven también pertenece al pueblo de Quisapincha, ubicado a 40 minutos de Ambato, Tungurahua.

Para los Fieles Difuntos preparan las comidas desde la medianoche, luego las dejan toda el resto de la noche hasta el día siguiente cuando el ritual continúa en los cementerios, según Manuela. Visitan todos los cementerios donde están los seres queridos y a cada uno le dejan su porción de comida.

Después de esta fiesta, se preparan para el 19, 20 y 21 que es el acto religioso donde dan muestra de fe a la matrona la “Madre de las Familias” como han denominado a la Virgen del Quinche.

El presidente de la Junta Parroquial, Vinicio Vivanco, expresó que la parroquia es un pueblo de fe, cultura, turismo y comercio, también es conocida por la habilidad de sus artesanos al elaborar las prendas en cuero. (F) YIE