Un predio abandonado es foco de inseguridad en el norte de Quito

  Actualidad

Un predio abandonado es foco de inseguridad en el norte de Quito

En el sector de la Jipijapa, un terreno inutilizado hace 40 años atrae a indigentes. Los moradores piden su intervención

Abandonado- terreno- Quito
Situación. Los terrenos abandonados se han convertido en un peligro para los moradores del sector y para los usuarios del sistema Ecovía.René Fraga/EXPRESO

Desde los balcones y ventanas de los edificios cercanos se observa un enorme terreno baldío, lleno de escombros, basura y al que ingresan indigentes, ladrones, vendedores de drogas y adictos.

Se trata de un predio ubicado en las intersecciones de las avenidas Río Coca y Eloy Alfaro, en la parroquia Jipijapa, en el norte de la capital. Al ser un lote de más de 5.000 metros cuadrados, los cerramientos de la parte sur llegan hasta la calle Joel Polanco, donde los vecinos denuncian haber sido víctimas de delincuentes.

“A mí me abordó un indigente y me pidió una moneda. Eran las 10:00 y la calle estaba vacía. Me tocó darle para evitar problemas”, recuerda Gloria Merizalde, una moradora.

WhatsApp Image 2022-01-30 at 17.10.12 (1)

Quito suma aspirantes, aún huérfanos de apoyo partidista

Leer más

“Todos sabemos que no podemos cruzar caminando por la calle Joel Polanco. Nos toca ir a dar la vuelta porque ese terreno abandonado es foco de la delincuencia”, dice Mario Mejía, exdirigente barrial.

La realidad a simple vista es preocupante. Los más de 40 años de abandono han carcomido el concreto del cerramiento. La hierba crece sin control y las veredas están destruidas. Además, en el interior se observan covachas hechas con plásticos.

“Desde la dirigencia barrial hemos pedido que la Alcaldía haga el cerramiento y que le cobre al dueño del terreno. Hemos pedido la instalación de cámaras de vigilancia, pero por la pandemia este proyecto se ha paralizado”, indica Bolívar Jiménez, coordinador barrial ante la Administración Zonal Eugenio Espejo.

La solución, según el líder barrial, sería que la Alcaldía se haga cargo del espacio y que construya allí un parque o defina una zona de seguridad para que los moradores de los edificios tengan un sitio de evacuación en caso de terremoto.

Para otro habitante, Felipe Mosquera, además de la inseguridad, al terreno también ingresan taxistas que buscan un lugar donde orinar. “O en las noches se estacionan vehículos de estudiantes universitarios, quienes “se dedican a beber o a tener relaciones sexuales”.

Este Diario conversó con Segundo Sebastián, quien dice vivir en ese predio desde hace cinco años. Por las mañanas se dedica a cuidar vehículos en el sector. Recibe unas cuantas monedas con las que sobrevive.

Por las noches ingresa al terreno, en donde levantó una casa con techo de plástico, toldos, madera y zinc. “Yo cuido que aquí no pasen cosas malas”.

Para la Secretaría de Seguridad, el modelo para bajar la delincuencia es una “intervención integral”. Eso implica mejorar las calles, iluminarlas y reducir los focos de la delincuencia.

Michelena- noche- Quito

La Michelena ‘resucita’ en la oscuridad

Leer más

En Quito existen más de 2.000 hectáreas de terrenos abandonados.

Propiedad es del IESS

El terreno abandonado está ubicado en una zona residencial, a menos de tres kilómetros de la zona bancaria. Es una zona de alta plusvalía, ya que está al frente de la Estación de la Río Coca y cerca de universidades. 

Sus calles conectan con la avenida Simón Bolívar, que atraviesa Quito de norte a sur desde la periferia. Estos predios son propiedad del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, entidad a la que este Diario solicitó una entrevista. Pero hasta el cierre de esta edición no fue posible concretarla.