Actualidad

Pachakutik analiza expulsión de la prefecta del Azuay por reunión con Andrés Arauz

La funcionario le respondió al coordinador del movimiento, Marlon Santi, rechazando su acusación y negó que su intención es dividir a la organización indígena

Screenshot_20201218-171619_Twitter
La prefecta del Azuay junto al candidato Andrés Arauz en una reciente reunión.CORTESÍA

Roces dentro de Pachakutik. El coordinador nacional de la organización política, Marlon Santi, manifestó su intención de iniciar un proceso de expulsión de la prefecta del Azuay, Cecilia Mendez y de la viceprefecta Magali Quezada por supuestos intentos de dividir al movimiento indígena tras reunirse con el candidato presidencial del correísmo, Andrés Arauz. En un comunicado, Santi tachó a las dos funcionarias de cometer actuaciones desleales e intento dividir al movimiento bajo la instigación del correísmo. 

Cecilia Méndez y Magali Quezada se reunieron con el candidato del correísmo, Andrés Arauz, desconociendo que Pachakutik tiene sus propios candidatos y su propia opción presidencial. 

Comunicado de Pachakutik.
Andrés Arauz en el lanzamiento del Wikiplan

Instantáneas electorales: El muppet, el meme y la ladilla

Leer más

El coordinador, en el mismo documento, deslinda responsabilidad sobre la gestión administrativa de la prefecta Méndez "que simplemente se aprovechó de la renuncia de su titular, el compañero Yaku Pérez, candidato a la Presidencia, quien ganó legítimamente la Prefectura en las urnas". Además, advirtió al candidato del correísmo que "fracasará, una vez más, en su intento por dividir la unidad de los pueblos". 

Es otro comunicado, la prefecta y viceprefecta del Azuay respondieron a los comentarios de Santi. Rechazaron sus acusaciones que calificaron como "mal intencionadas y contrarias a toda norma de democracia". Las funcionarias aceptaron que recibieron al candidato con quien conversaron sobre su plan de Gobierno y los beneficios que este pretende llevar a su provincia. Y dijeron estar dispuestas a conversar con todos los aspirantes presidenciales que así lo soliciten. 

Méndez y Quezada aseguraron que en ningún momento su intención fue dividir al movimiento Pachakutik, "al cual nos pertenecemos", y que Santi no podrá comprobar que existe de parte de ambas compromiso político alguno con ningún candidato.