La Navidad se adelanta para 500 ninos de Solca

  Actualidad

La Navidad se adelanta para 500 ninos de Solca

El ruido y la alegría volvieron un año más a uno de los sectores del hospital de Solca. Una decena de artistas y personajes de la televisión se reunió en horas de la mañana para adelantar la Navidad a 500 niños asilados en esta casa de salud.

Desde hace 12 años, una familia porteña lleva regalos de donantes.

El ruido y la alegría volvieron un año más a uno de los sectores del hospital de Solca. Una decena de artistas y personajes de la televisión se reunió en horas de la mañana para adelantar la Navidad a 500 niños asilados en esta casa de salud.

En esta ocasión, la actividad se concentró en un sector aledaño a una de las entradas del sector norte. La iniciativa se viene desarrollando desde hace ya doce años gracias al empresario guayaquileño Guillermo Avilés Estrada, quien justo en las fechas previas a una Navidad llegó para ingresar por una urgencia médica.

Cierto día, Avilés decidió convidar a las personas que arribaban para tratarse y acompañar a algunos familiares. Los agasajaba con un vaso de chocolate caliente y sánduches.

“El próximo año, cuando ya esté bien, haremos también algo igual”, anunció entonces a sus hijos y esposa. Pero no pudo ser, él falleció antes de cumplir esa promesa. Fue el 14 de enero de 2004.

Pero para su familia, aquel acto se volvió una tradición, hasta el punto de formalizar la fundación que lleva el nombre del padre. Cada año, durante más de tres meses, se dedica a organizar la recolección de donativos.

Un proceso que se inicia con el envío de correos electrónicos a amigos, familiares y empresas locales. Luego, cuando culmina el acopio de las donaciones, estas se distribuyen en paquetes.

“Cada vez nos imponemos el reto de incrementar el número de niños beneficiados. Se les entregan regalos y se les invita a una mañana amena”, destacó Guillermo Avilés hijo.

Todos en la familia colaboran en este entrañable proyecto. Fredda Valdez, viuda de Avilés, es quien comanda al grupo.

El papel protagónico casi siempre lo tiene Baretta, otro de los Avilés. Le corresponde disfrazarse de Santa Claus.

“Es un traje muy pesado y caluroso, pero siempre lo hago en homenaje a mi padre y por la alegría de los niños”. RGS

Artistas e ilusión

Un centenar de artistas y rostros conocidos acudió a la cita: participantes de Combate, Carolina Jaume, Diego Arcos... En la foto de abajo, los Avilés, en el acto.