Narcisa de Jesus, la via de la imprudencia

  Actualidad

Narcisa de Jesus, la via de la imprudencia

Es la tercera avenida con más accidentes por el exceso de velocidad. A ello se une el desdén por los pasos peatonales.

Riesgo. Dos mujeres con niños en sus brazos cruzan a la carrera la rápida avenida Narcisa de Jesús. Al fondo se aprecia un paso peatonal.

La noche del pasado 11 de julio, moradores de la cooperativa Ribera de Vergeles bloquearon un tramo de la autopistas Narcisa de Jesús Martillo Morán, en rechazo al arrollamiento de un menor.

Cuestionaban una falta de control al exceso de velocidad de los vehículos, una de las causas más comunes de los siniestros que ocurren en esta arteria vial de 12 kilómetros.

Las estadísticas parecen darles la razón. La avenida ocupa el puesto 10 entre las vías con más siniestralidad en Guayaquil. Según un informe, de enero a julio del año pasado hubo 12 atropellados; y 11 en el mismo periodo del 2017.

En horas pico, por los carriles de servicio (laterales) de la avenida circula un promedio de 1.500 automotores; y por los de velocidad (centrales), 3.500.

Los rangos de velocidad establecidos son de 70 kilómetros por hora en los carriles de servicio; y de 90 en los centrales.

La falta de prudencia de ciertos conductores convierte a la autopista en la tercera con más siniestros por exceso de velocidad, después de la Francisco de Orellana y la vía a Daule.

Con el propósito de reducir ese índice, la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM) instaló diez fotorradares en puntos estratégicos de la avenida. Con esa y otras medidas, la entidad considera, a diferencia de los moradores, que la incidencia de los casos ha bajado.

“Aunque siguen los siniestros, que es una realidad, la cantidad de accidentes y las víctimas disminuyeron en la autopista”, dice Christian Rochina, jefe de Estadísticas de la ATM.

Se refiere a que, de enero a julio de 2016 hubo 63 accidentes, 41 por exceso de velocidad, según el departamento de Estadísticas de la ATM. Mientras que en el mismo periodo de 2017 hubo 50 siniestros, 42 de ellos por la misma causa.

Pero el abuso de la velocidad conllevó 9 pérdidas de pista en la primera temporada mencionada; y 19 en la segunda.

“Hay conductores que relacionan a la vía con una pista de carreras”, opina Miguel Obando, uno de los moradores del sector, quien afirma haber sido testigo de casos en que el radar registra a vehículos que circulan a 120 kilómetros por hora.

No obstante, la imprudencia también es de los peatones. En un recorrido que efectuó ayer un equipo de Diario EXPRESO comprobó que algunos transeúntes, incluso cargando a menores de edad, evitaban el uso de los dos únicos pasos elevados, ubicados en los sectores de Los Vergeles y Limonal.

Ante la insistencia de la comunidad, en la zona de Mucho Lote 2 se construye otro puente. La ATM recuerda que, además de los controles, el uso de estos pasos es una forma segura de reducir los arrollamientos.

EL DATO

En julio del 2006 se inauguró la autopista de 12 carriles. Conecta la terminal terrestre con Pascuales.