Pionyang condena el pacto AUKUS y lanza amenaza

  Mundo

Pionyang condena el pacto AUKUS y lanza amenaza

La Cancillería norcoreana tomará las medidas si ve impactada su seguridad Francia dice sentirse “engañada” por Australia tras romper un contrato

COREA DEL NORTE
El líder norcoreano Kim Jong-un (izq) hace las advertencias a Washington sobre el pacto. PYOENGYANG / EFE LEFE

Corea del Norte condenó ayer el pacto AUKUS entre Estados Unidos, Reino Unido y Australia, que dotará a la flota del país oceánico de submarinos de propulsión nuclear, y dijo que tomará las medidas oportunas si ve impactada su seguridad.

Pionyang acusó a los firmantes, y principalmente a Washington, de “alterar el equilibro estratégico en la región de Asia-Pacífico” y desencadenar una carrera de armamento nuclear con un pacto al que tildó de “extremadamente indeseable y peligroso”, en un comunicado del Ministerio de Exteriores publicado ayer por la agencia de noticias estatal KCNA.

El acuerdo trilateral, anunciado el pasado miércoles, refuerza la cooperación en el desarrollo de tecnologías avanzadas orientadas a defensa, como inteligencia artificial, sistemas submarinos y vigilancia de larga distancia, y busca plantar cara a China ante el aumento de sus actividades militares en la región del Indo-Pacífico.

kim1

Corea del Norte: Kim Jong-un sería sucedido por su implacable hermana Kim Yo-jong

Leer más

En referencia a Pekín, el régimen norcoreano calificó de “natural” la condena del país vecino, por unos actos “irresponsables” que “destruyen la paz y la estabilidad de la región y el sistema internacional de no proliferación nuclear”, y que supone, además, un “catalizador” de una escalada armamentística.

La Cancillería norcoreana también se hizo eco de las quejas de Francia (que se ve perjudicada por un contrato fallido de venta de submarinos a Australia) y acusó a EE.UU. de aplicar “un doble estándar” para permitir la propagación de tecnología nuclear si conviene a sus intereses y de “derrumbar” la no proliferación.

El país asiático afirmó que el establecimiento de un acuerdo como el AUKUS “muestra, una vez más, que el fortalecimiento de las capacidades de defensa nacional desde una perspectiva a largo plazo no debe debilitarse ni un poco para hacer frente al entorno de seguridad internacional en constante cambio”.

La Cancillería norcoreana añadió que está “analizando con detenimiento los antecedentes de la reciente decisión de EE.UU.” y dijo que tomará las medidas oportunas en caso de que el pacto tenga “un mínimo impacto” en su seguridad nacional.

Mientras tanto, el embajador francés en Australia, Jean-Pierre Thebault, dijo ayer que Francia se sintió “engañada” por Australia tras la reciente suspensión de un multimillonario contrato para la construcción de 12 submarinos convencionales a cargo de la empresa gala Naval Group.

“Descubrimos a través de la prensa que la persona más importante de este Gobierno australiano nos ocultó intencionalmente (la suspensión del contrato) hasta el último minuto. Esa no es una actitud propia de Australia hacia Francia.