El laboratorio de Wuhan rechaza haber dejado escapar el coronavirus

  Mundo

El laboratorio de Wuhan rechaza haber dejado escapar el coronavirus

El director del laboratorio de virología P4 de Wuhan, desmintió la idea de que en sus instalaciones estaría el origen de la pandemia

P4 LABORATORIO WUHAN
El laboratorio p4 es el centro de investigación más cercano al epicentro de la pandemia y trabaja con cepas de virus "especialmente peligrosas".AFP

Tras recibir un sinfín de acusaciones durante meses, de haber dejado escapar el virus que provocó la pandemia del coronavirus, el laboratorio de virología de Wuhan defendió sus medidas de seguridad en un reportaje emitido por la televisión china.

Coronavirus

Coronavirus: estudio de Harvard sugiere que el COVID-19 circulaba por China desde agosto

Leer más

El laboratorio P4, situado en esta ciudad donde apareció el virus a finales del año pasado, trabaja con cepas de virus especialmente peligrosas y hay hipótesis que apuntan a que estaría en el origen de la pandemia.

No obstante, el director del Laboratorio Nacional de Bioseguridad, Yuan Zhiming, desmintió esta idea en un reportaje en la televisora estatal CCTV.

"Sin autorización, ni un mosquito podría entrar en el laboratorio" dijo Yuan en un reportaje que parece haber sido hecho en el interior de las instalaciones, inauguradas en 2017.

Ninguno de nuestros técnicos de laboratorio podría sacar ni siquiera una gota de agua o un pedacito de papel

Yuan Zhiming, director del Laboratorio Nacional de Bioseguridad.

Según el director, "la gente que se imagina que podríamos sacar animales del laboratorio para venderlos o que podrían escaparse no tienen ni idea de nuestro funcionamiento".

La teoría que tiene más consenso es que el virus tendría su origen en un murciélago o un pangolín y que luego pasó al hombre. El lugar probable de contaminación sería un mercado de Wuhan donde se vendían animales salvajes vivos.

Coronavirus

Coronavirus en el mundo: El laboratorio de la discordia

Leer más

Yuan Zhiming consideró "natural" que su laboratorio sea sospechoso porque es el que está más cerca del epicentro de la epidemia pero asegura confiar en que "los rumores se disiparán progresivamente".

"No hubo ninguna fuga de patógenos ni contaminaciones humanas" en el laboratorio, construido en colaboración con Francia, aseguró el director.

Según Yuan, aunque parezca que el laboratorio es "una caja negra secreta" es en realidad "muy abierto y transparente" y espera acoger en el futuro a investigadores extranjeros

Estados Unidos y Australia, entre otros países, acusan a China de falta de transparencia y pidieron una investigación internacional sobre el origen de la pandemia que ya contaminó 12 millones de personas en el mundo, con más de medio millón de fallecidos.