Actualidad

Con movilizacion exigieron cierre de canteras en Via a la Costa

Al menos 20 urbanizaciones participaron desde las 08:00 de este sábado en la movilización que convocó la Federación de Urbanizaciones de Vía a la Costa para exigir el cierre de canteras.

A lo largo de la movilización, el intenso tráfico, que avanzaba a cinco kilómetros por hora, fue controlado por agentes de la Comisión de Tránsito del Ecuador.

Al menos 20 urbanizaciones participaron desde las 08:00 de este sábado en la movilización que convocó la Federación de Urbanizaciones de Vía a la Costa para exigir el cierre de canteras.

Con pancartas en sus vehículos y pitos, los moradores de este sector marcaron lo que el secretario de la organización, Carlos Pástenes, llama “el inicio de un reclamo pacífico”.

El recorrido arrancó desde Terranostra y dio vuelta por el segundo retorno de la vía a Santa Elena, para regresar al punto de partida.

A lo largo de la movilización, un intenso tráfico avanzaba a cinco kilómetros por hora. Fue controlado por agentes de la Comisión de Tránsito.

Las urbanizaciones exigen al Ministerio de Ambiente (MAE) y a la Agencia de Regulación y Control de Minas (Arcom) cerrar las canteras que han afectado la salud de algunas familias e incluso han ocasionado daños de mampostería en algunas viviendas.

El siguiente paso, adelantó Pástenes, será solicitar un amparo constitucional. Y, de no ser escuchados, tomar medidas más extremas, como el cierre total de la vía.

El pasado 15 de febrero, por primera vez MAE y Arcom realizaron un recorrido en conjunto para inspeccionar tres canteras situadas a lo largo de la Vía a la Costa, con el objetivo de constatar que las concesionarias mineras funcionen legalmente y cuenten con los permisos ambientales correspondientes para operar.

Ya en enero, el alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, remitió una carta al ministro del Ambiente, Marcelo Mata, oficializando su pedido de clausura a las canteras que funcionan sin licencia ambiental; esto luego de que EXPRESO publicara las molestias y afectaciones a la salud que las minas causaban a los residentes de las urbanizaciones asentadas en esa vía.