A pocas horas que opere el Ministerio de la Ley con la reforma económica urgente del Ejecutivo

  Actualidad

A pocas horas que opere el Ministerio de la Ley con la reforma económica urgente del Ejecutivo

Previamente, la Asamblea debe remitir una certificación sobre el no pronunciamiento de ese ente sobre el proyecto

Asamblea
Votación. El viernes 26 de noviembre sesionó el pleno de la Asamblea. No hubo votos para aprobar, negar o archivar el cuerpo legal.Cortesía

Probablemente el lunes el Ejecutivo publicaría, como decreto-ley, el proyecto de reforma económica urgente que no logró los votos para su archivo en la Asamblea. La noche del vienes 26 de noviembre de 2021, la propuesta del gobierno del presidente Guillermo Lasso no obtuvo los votos necesarios para que se apruebe o se niegue. 

Los legisladores del correísmo fueron parte de las 81 abstenciones a la hora de votar la moción de la asambleísta Mireya Pazmiño, presidenta de la Comisión de Régimen Económico de la Asamblea que consiguió solamente 53 votos afirmativos y tres negativos.

"Como hemos podido ver, en la Asamblea no se logró un consenso tanto para los informes de mayoría, minoría y archivo. Por tanto, nuestro sistema democrático estipula que si la asamblea no se pone de acuerdo en un , el ejecutivo tiene la potestad de publicar", señaló la mañana de este sábado 27 de noviembre el Ejecutivo.

Pero, para tomar dicha acción, primero la Asamblea debe remitir una certificación sobre el no pronunciamiento de ese cuerpo colegiado sobre el proyecto, previo a que sea remitido como decreto ley.

Durante la madrugada de este sábado llovieron en redes sociales críticas, cuestionamientos y reparos a lo ocurrido en el Legislativo. Los dardos se dirigieron a los miembros de la bancada de UNES, el partido del correísmo y desde sus propios simpatizantes. Por ejemplo Mauro Andino escribió: "Inaudito lo de UNES. ¿Por qué se abstuvieron en el archivo? Estratégicamente era mejor archivarlo y no aprobar el informe de minoría para evitar que Lasso lo vete parcialmente y lo regrese a la Asamblea, donde se habrían requerido 92 votos para ratificarse en el texto aprobado".

FFKSqF-WUAEEkzh

La Asamblea no logra los votos para archivar la reforma tributaria y se abre camino por el ministerio de la ley

Leer más

La Conaie lamentó que "la bancada de UNES le haya dado la espalda a la propuesta de asambleístas de #Pachakutik de archivar la #LeyDesarrolloEconomico, favoreciendo a Lasso y al FMI para que cumplan con su cometido. Es momento que la lucha social haga frente a las leyes neoliberales".

El presidente de la agrupación indígena Leonidas Iza cuestionó lo que calificó como "nefasta actuación de UNES con abstención para el archivo de la #LeyDesarrolloEconomico. Esto le fortalecen a la derecha y al FMI, condenando a miles de familias del país, actitud totalmente contraria a toda postura de izquierda. Expliquen ¿Cuál fue el pacto #Lasso- Correa?

Carlos Zambrano de UNES aseguró al final de la sesión que "la ley fue archivada y no puede entrar por el Ministerio de la Ley", dijo que "la bancada de UNES cumplió con un informe".

El analista Gabriel Andrade escribió en su cuenta Twitter que al haberse abstenido de votar la ley del Ejecutivo entrará en vigencia por el Ministerio de la Ley. "El Mashi ya no tiene el control de su rebaño, se producirá un nuevo cisma. Glas no será indultado. A él ya lo abandonaron. Correísmo ya no es de Correa. Muere. Nebot se frota las manos", opinó en su cuenta de la red social.

Oficialmente en un comunicado la bancada de esa agrupación reiteró que "la ley fue negada por lo que no puede entrar en vigencia por el Ministerio de la Ley".

La Ley para el Desarrollo Económico y Sostenibilidad Fiscal busca recaudar 1.900 millones de dólares en impuestos entre 2022 y 2023 por medio de varios cambios. Uno de los más importantes y que causó polémica tiene que ver con el ajuste del Impuesto a la Renta. Se aumenta los porcentajes de cobro a personas con ingresos superiores a 2.000 dólares al mes. Esa propuesta ha sido criticada porque, según varias bancadas, se afectará a la clase media. Mientras que los empresarios han señalado que se afectará el consumo.

Además, se plantea una contribución temporal por dos años para empresas y personas con patrimonios superiores a los 500.000 de dólares, en el caso de las personas, y cinco millones en el de las empresas.