Actualidad

Las llamas consumieron 500 hectareas de bosque

Un voraz incendio forestal mantiene alarmados a los pobladores de la parroquia Simón Bolívar también conocida como Julio Moreno y Colonche en la provincia de Santa Elena.

Daños. En la imagen se observa el área afectada. Los comuneros desconocen qué pasó con sus plantaciones.

Un voraz incendio forestal mantiene alarmados a los pobladores de la parroquia Simón Bolívar también conocida como Julio Moreno y Colonche en la provincia de Santa Elena. Las llamas han consumido más de 500 hectáreas de terreno del bosque en lo alto de la cordillera afectando cultivos de maíz, cacao y plátano y plantaciones de ciruelas, fruta típica del sector.

Juan Antón, jefe de Gestión de Riesgos de la Prefectura en la Península, habló sobre la gravedad del problema. “Por tratarse de un bosque no existen vías para llegar con los vehículos hasta lo alto de la montaña”, dijo, “ojalá los miembros del Cuerpo de Bomberos de otros cantones o provincias se unan a esta labor. Necesitamos su ayuda”, expresó.

Al momento el viento, los árboles secos y el fuerte sol que están golpeando las zona han evitado que las llamas se detengan. Los sitios afectados son Limoncito, Juntas del Pacífico, Bellavista del Cerro y La Frutilla de la parroquia Julio Moreno; y Las Balsas y Los Ceibitos, pertenecientes a Colonche.

La Prefectura de Santa Elena ha puesto a disposición de los bomberos, tanqueros y maquinaria necesaria para poder controlar los incendios detectados. El equipo técnico de la institución provincial colabora de manera directa con las personas y entidades que se encuentran manejando el percance.

“Tenemos miedo de ir a la montaña y quedar atrapados, el humo nos puede afectar los pulmones y hasta podemos morir, varios agricultores estamos desesperados porque no sabemos qué habrá pasado con nuestras plantaciones”, dijo Juan Tomalá, uno de los pobladores afectados.

Ayer se reunió la mesa técnica ambiental de la Prefectura para analizar la gravedad del hecho y se resolvió solicitar urgente la instalación del Comité de Operaciones Emergente COE de la provincia. EXPRESO conoció que para hoy el organismo debatiría el tema.

Destrucción

El verdor de los cultivos quedó atrás

Así luce hoy parte de la cordillera. Los bomberos lograron apagar ciertas zonas. Sin embargo, debido al viento y el despiadado sol, estas se volvieron a prender.