Actualidad

“Hay que poner un alto a los incendios forestales”

Preocupa saber que sin siquiera estar en la temporada de mayor temperatura solar, en Guayaquil se ha producido un incendio de grandes proporciones en Cerro Azul. Presumiblemente una quema de llantas fue el origen del dantesco que duró varias horas y movilizó a varias compañías de bomberos.

El año pasado se produjeron incendios similares. En Quito también. Se cree que la mayor parte de ellos son producidos por una mano negra.

Ojalá se aprese a los responsables y se les dicte sanciones ejemplares para que nadie más se atreva a poner en riesgo nuestras zonas forestales. Esto debe acabar ya.

Diana Cascante