Actualidad

La intervencion reporta $ 43 millones en obras y equipos

Sin la expectativa de la comunidad ni la cobertura mediática que generó cuando llegó a la institución, hace tres años y quince días, la Comisión de Intervención y Fortalecimiento Institucional (CIFI) finalizó ayer su gestión y su personal salió de la

Obras. La Plaza de la Integración y la remodelación de Jurisprudencia se hicieron durante la intervención.

Sin la expectativa de la comunidad ni la cobertura mediática que generó cuando llegó a la institución, hace tres años y quince días, la Comisión de Intervención y Fortalecimiento Institucional (CIFI) finalizó ayer su gestión y su personal salió de la Universidad de Guayaquil.

El presidente de dicha comisión, Luis Carmenate, indicó que enviarán a su organismo nominador, el Consejo de Educación Superior (CES), el informe global de su gestión. Y espera que luego de ello ese reporte pueda hacerse público.

El personal que acompaña a los cinco interventores, estimado en 15 contratados, también dejó ayer la institución. Carmenate aclaró que había más personas colaborando con este organismo, pero que estas pertenecen a la universidad.

La entrega de bienes y reportes empezó la semana pasada y debía concluir ayer a las 17:00.

El alma máter porteña fue intervenida el 23 de octubre de 2013 por doce causales que incluían irregularidades académicas y administrativas.

Carmenate, primero interventor en el área de Investigación y desde octubre tercer presidente de la comisión, dice haber recibido comentarios de maestros y alumnos de que en la universidad hay un cambio que se siente. Pero también reconoce el aporte de ellos en la consecución de ese cambio: “Quienes operaron muchos de los logros de la universidad fueron los propios maestros y empleados” de la institución.

No obstante, hay grupos de docentes que cuestionan la labor de la entidad y, en contrapartida de los logros, le señalan fallas y omisiones. Al lado, una síntesis de ambos balances.