"Si el IESS no paga, desde el 21 de julio se dejaría de atender a nuevos pacientes derivados"

  Actualidad

"Si el IESS no paga, desde el 21 de julio se dejaría de atender a nuevos pacientes derivados"

ENTREVISTA. José Jouvín, presidente de Solca, reclama el cumplimiento del acuerdo de pago de la deuda de 140 millones de dólares firmado en abril

José Jouvín
José Jouvín, presidente de la Sociedad de Lucha contra el Cáncer (Solca).Archivo EXPRESO

Solca ha decidido dejar de recibir a nuevos pacientes del IESS. ¿Cuál es la razón?

En primer lugar, quiero dejar constancia de mi profundo agradecimiento para el presidente Guillermo Lasso y para el nuevo presidente del Consejo Directivo del IESS, el señor (Alfredo) Ortega, por su constante apoyo y preocupación. Él está recién posesionado, está tomando las riendas del IESS. El convenio fue firmado el 7 de abril por autoridades que ya no están y no se ha cumplido lo que se firmó. Y en función de que los dineros se están acabando en Solca, se tomó la decisión el día martes de que desde el 21 del presente mes se dejaría de atender a los nuevos pacientes derivados, no a los que ya reciben tratamiento.

Entonces, desde el jueves 21 de julio dejarán de recibir a nuevos pacientes derivados.

Lamentablemente esa es la decisión. Quisiera dejar en claro que la posición de Solca es que el IESS debe tenernos como un aliado, no como una competencia, peor como un adversario como lo ven ciertos funcionarios y directivos del IESS. (...) Somos una entidad sin fines de lucro. Entonces, al no pagarnos, nos quedamos sin dinero para ir comprando medicinas e insumos. Cuando usted tiene una empresa o una clínica privada que cuenta con accionistas, ellos pueden aportar dinero, hacer un aumento de capital; pero en Solca no hay aumento de capital. Entonces yo no sé cuál sea la intención de ciertos funcionarios o directivos del IESS que pretenden llevarnos a la quiebra.

¿Cuál es el promedio mensual de pacientes derivados que atienden en Solca?

Solca atiende aproximadamente a 16.000 pacientes por mes. De esos, entre Ministerio de Salud Pública y el IESS, son cerca del 45 %. Del IESS son alrededor de 4.000 pacientes.

¿Puede recordarnos cuál es el monto de la deuda y el acuerdo al que habían llegado?

El monto de la deuda, es importante señalarlo, es de 140 millones de dólares, pero en las negociaciones que hicimos con el señor (Francisco) Cepeda (expresidente del IESS) se le dio 10 % de descuento para mostrar la buena voluntad de Solca en función de que queríamos y queremos cobrar ese dinero. Y después se le dio otro 20 % más de garantía de depósito, para que ellos pudieran hacer las auditorías y de ese depósito cobrar los dineros que fueran necesarios en función de las auditorías u observaciones que se encuentren. Con eso se reducía a 102 millones. Ahí quedaban 38 millones de dólares que el propio señor Cepeda nos pidió para pagar a otros proveedores. Y ahora lo que quieren es tomar los 140 millones. Eso no es así, por favor. Eso está establecido en un acuerdo y lo que se firma se cumple.

¿La decisión tomada puede cambiar antes del 21 de julio?

Ojalá que haya algún abono o un pago de aquí hasta el 21 de julio, porque es una decisión dura. Pero lo peor que se puede hacer es continuar sin una liquidez. El señor Ortega tiene toda la mejor buena voluntad. Ojalá que pueda romper este candado que tiene allí dentro en el IESS.