Guido Chiriboga, un papá que aconseja con la experiencia

  Actualidad

Guido Chiriboga, un papá que aconseja con la experiencia

El asambleísta y excandidato a la alcaldía de Samborondón se considera un padre cercano. Considera que lo que ha vivido es una guía, no impuesta, para las decisiones de sus hijos

Guido Chiriboga High y dos de sus tres hijos en el piano de la casa.
El asambleísta Guido Chiriboga y sus hijos Joaquín y Guido Andrés disfrutan de la música juntos en su casa.ALEX LIMA

'Yo soy tu padre' es el especial digital preparado por EXPRESO en el Día del Padre para reconocer la figura paterna dentro de la familia y abordar cómo este rol ha ido evolucionando con el tiempo, compaginándolo con las áreas que escogieron para sus vidas: desde la política, el deporte y el emprendimiento, hasta la música.

Momentos. En los días de descanso laboral, el parque y los juguetes del pequeño Alonso son el plan ideal.

Mario Alvarado, un papá entre vuelos y aeropuertos

Leer más

El diablo sabe más por viejo que por diablo es el adagio popular que los padres les han dicho a sus hijos por décadas. En el fondo, la frase quiere decir que la experiencia es un atributo que sólo el tiempo puede dar y que los que vienen, como los hijos, pueden aprovechar ante futuras decisiones.

Esa es la premisa que el asambleísta por la provincia del Guayas, Guido Chiriboga, aplica con sus tres hijos: Guido Andrés, Diego y Joaquín Chiriboga. "Cada uno escoge su camino", señala el legislador y, aunque su familia ha estado involucrada en la política, hace hincapié en que lo importante es que sus hijos puedan "poner para el bien de los demás lo que Dios le ha dado a cada uno, cada uno desde su ámbito".

En ese camino de decisiones, dice Chiriboga, los padres "tenemos que proveer una guía" para que sean los mejores ciudadanos posibles y, sobre todo, buenas personas. Además, señala que si en ese andar se logra una cercanía, "a buena hora".

Guido Chiriboga High y dos de sus tres hijos en jardín se du casa.
Guido Andrés, Joaquín y Diego Chiriboga son abiertos ante los consejos de su padre les pueda dar  día a día.ALEX LIMA

Guía que se transforma en consejos y, estos, en una relación cercana con sus hijos. "(Hay) que aconsejarles, más que imponerles", continúa Chiriboga e indica que es un balance que hay que procurar mantener para que "incluso aprendan de los errores que vienen cometiendo para lograr encaminar su vida para que sean felices".

"Siempre tuvimos la libertad de escoger lo que queremos hacer", indica Joaquín Chiriboga y continúa señalando que son decisiones en su poder a pesar de los consejos y los riesgos que su padre les podía advertir. Por su parte, Guido Andrés Chiriboga hace hincapié en que "la experiencia vale algo" y que los consejos de sus padres vienen "de un lugar de amor incondicional". También dice que su papá "no busca imponer, busca guiar".

Consejos que para Guido Andrés y Joaquín están presentes en el día a día, pero sobre todo, en decisiones importantes. "Mira, conozco estos dos lugares. Creo que este te gustaría más", dice Guido Andrés al recordar el consejo que su padre le dio cuando estaba decidiendo estudiar Medicina.

COMANDANTE SALINAS

"Cariñoso y consentidor", así es el comandante de la Policía como padre

Leer más

"El tema universitario fue una etapa interesante de transición y elegir el lugar a donde iba era una semi odisea", continúa y señala que, "efectivamente, (mi papá) tenía la experiencia, me conocía y sabía cómo aconsejarme mejor". Además, recuerda que para tomar la decisión final, junto a su papá elaboraron una matriz FODA (fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas) para elegir su universidad. "Esa decisión y el consejo se mi padre fueron muy importantes para mí", señala.

Transición que Joaquín está por enfrentar a miras de culminar el bachillerato, sin embargo, desde ahora ya "estamos volcados en el tema". En ese sentido, señala que su papá, de una manera práctica, le ha aconsejado que se enfoque en carreras que estén acorde a sus talentos.

Por su parte, el asambleísta Chiriboga recuerda que, de pequeño, su hijo Diego quería raparse. "Quiso hacerlo, lo hizo y, en efecto, no fue el mejor momento de su vida, pero se lo aconsejó no hacerlo", indica y señala que años después su hijo le mencionó que a buena hora aprendió que esa no fue la mejor decisión.

Además, sus hijos destacan los consejos con sinceridad son lo mejor que pueden recibir. "Tal vez quieres ser cantante, pero cantas horrible, pues tienen que decirte que no es lo tuyo", señala Guido Andrés.

Decisiones que, según indica el asambleísta Chiriboga, necesitan consideraciones diferentes para cada uno de sus tres hijos. "No es el mismo consejo para cada uno de ellos porque cada uno es un mundo", señala y destaca que "lo que más le conviene al uno, no necesariamente es lo mejor para el otro".