Grandes innovadores

  Actualidad

Grandes innovadores

Internet fue inventada para comunicarse en forma segura entre ramas de las Fuerzas Armadas estadounidenses; luego las universidades hicieron lo mismo. No fue hasta 1994, cuando Marc Andreessen, joven profesional, inventó Netscape, primer navegador en el mundo. Fue inicio de la masificación de tan extraordinario invento, imán que atrajo a muchos jóvenes para encontrar nuevos usos; si tenían éxito, la demanda sería espectacular. Unos lo lograron, otros fracasaron.

Nunca antes en la historia mundial, una corporación ha tenido tal cantidad de usuarios. Han pasado más de 20 años y se sigue encontrando nuevos usos, la demanda no para. Alrededor de este invento, los creadores de las empresas de servicios han sido fabulosamente recompensados. Hoy, si se incluyen empresas en el área de computación, información e industrias relacionadas a Internet, hay numerosos millardarios y centimillonarios, la mayoría profesionales muy jóvenes; son los reyes Midas contemporáneos.

Anualmente se publica la lista de las marcas más caras del mundo. A 2016, en millardos de dólares: Apple 178, Google 133, Microsoft 73, Amazon 50 y Facebook 33. Estas empresas no existían 40 años atrás, exceptuando Microsoft, que se fundó en 1975. El éxito de los que comenzaron la Revolución de la Información y Comunicación se debe a que ellos crearon productos y servicios que no existían pero ofrecían satisfacer necesidades. Ahora el valor de mercado de las empresas FANG (Facebook, Amazon, Netflix y Google) es superior al producto interno bruto de Brasil, la economía más grande de América Latina. ¿Qué culpa tienen ellos de ser millardarios? ¿Por qué se los censura, si sus inventos han beneficiado de muchísimas maneras al mundo, incluyendo salvar vidas? Comunistas, socialistas y capitalistas usan sus productos y servicios. Jeff Bezos optó por vender libros y al hacerlo redujo su precio y los entregó a domicilios y empresas. Amazon usa la misma infraestructura para diversificar productos, incluyendo venta de alimentos. A estos seres excepcionales que siempre han existido, se debe el progreso de nuestra civilización.