Un festejo emotivo y lleno de solidaridad

  Actualidad

Un festejo emotivo y lleno de solidaridad

700 personas Adultos mayores asisten durante la semana a los talleres que ofrece el centro.

Durante el festejo por el Día de la Madre, las asistentes tomaron cartulinas, marcadores, tijeras y cintas y diseñaron tarjetas con mensajes positivos.

“Si has pensado en rendirte hazlo a los pies de Dios porque él te levantará”. Con esas palabras, Merle Bassantes, de 74 años, diseñó una tarjeta por el Día de la Madre. La esquela está destinada para alguna madre en Jama, donde aún hay damnificados por el terremoto del 16A. Su destinataria no tiene un nombre específico, pero la remitente sabe que en estos momentos las palabras también ayudarán.

Merle asiste desde hace tres años, dos veces por semana, al centro gerontológico Arsenio de la Torre Marcillo, donde recibe atención preventiva en psicología, gimnasia, nutrición y talleres ocupacionales de arte y donde la mañana de ayer se celebró el Día de la Madre.

En las instalaciones frente al centro comercial Albán Borja se desarrolló una jornada de fiesta. Hubo cantos, presentaciones, serenata y la elección de la madre símbolo, cuya designación la obtuvo Estrella Granja León, de 74 años, quien disfrutó de estar con sus compañeras de “aula”, como le dice al centro al que asiste desde hace cuatro años.

Para Aura María Orozco (74 años), el festejo de ayer estuvo más ligado a la oportunidad de disfrutar un día más; de ser feliz; de aprovechar los momentos para desarrollar arte. Lo dice por su relación al grupo de biodanza al que pertenece, además de los talleres de pintura y manualidades, con cuyos conocimientos diseñó su tarjeta que también irá a parar a manos de una madre en Matal (Jama-Manabí).

“Vengo casi todos los días. La de hoy es una cita para reunirnos como mamás y hacer las tarjetas con mensajes de aliento. La actividad me reconforta, me reanima, me da una vejez feliz”, dijo la mujer.

El evento fue la oportunidad para rendir un homenaje al país y a las provincias afectadas por el terremoto de abril. Quince mamitas salieron al centro del salón y mostraron una letra cada una. Al juntarse formaron la frase “Ecuador es Fuerza”, mientras que las asistentes aplaudían el emotivo momento.

Al igual que Bassantes, Granja y Orozco, el resto de mamitas de la tercera edad que asistieron al evento diseñaron tarjetas con mensajes emotivos y positivos para alguna madre de un sector de Jama.

Esas tarjetas se sumarán a las donaciones que han recolectado los usuarios del centro de gerontología a lo largo de estos días, desde que ocurrió el temblor. Está previsto que hoy salga la comitiva conformada por quince miembros, indicó la directora del centro, Rosa Azúa Pincay.

La vicealcaldesa Doménica Tabacchi visitó el centro, y entre abrazos y fotos con las asistentes, les deseó un feliz Día de la Madre, al tiempo que les agradeció por su solidaridad para con quienes necesitan.