Actualidad

En EE.UU. los ciudadanos salen a las calles protestar contra la victoria de Trump

Manifestaciones contra la victoria de Donald Trump

Multitudes de manifestantes marcharon en varias ciudades de Estados Unidos el miércoles para protestar contra la victoria del republicano Donald Trump, en rechazo a su retórica de campaña sobre los inmigrantes, musulmanes y otros grupos.

En la Ciudad de Nueva York, miles de manifestantes llenaron las calles del centro de Manhattan mientras se abrían camino hacia la Torre Trump, el hogar de Trump en la Quinta Avenida. Cientos de personas se reunieron en un parque de Manhattan y gritaron “No es mi presidente”.

En Los Ángeles, los manifestantes se sentaron en la intersección de las autopistas 110 y 101, bloqueando el tráfico en una de las principales arterias de la ciudad, para luego ser dispersados por la policía que utilizó gases lacrimógenos. Cerca de 13 personas fueron arrestadas, de acuerdo a reportes de la afiliada local de la cadena CBS.

Una marcha realizada previamente en Los Ángeles reunió a más de 5.000 personas, muchas de ellas de estudiantes de secundaria y universitarios.

Paralelamente, una manifestación de más de 6.000 personas bloqueó el tráfico en Oakland, California, dijo la policía. Los manifestantes arrojaron objetos contundentes a la policía, quemaron basuras, lanzaron fuegos artificiales y rompieron algunas vidrieras de locales comerciales. Efectivos de seguridad respondieron usando gases lacrimógenos, de acuerdo a un testigo de la agencia de noticias Reuters.

En el centro de Chicago, unas 1.800 personas se congregaron afuera del Trump International Hotel and Tower, coreando frases como: “¡No a Trump! ¡No al KKK! No a los Estados Unidos racistas”. No hubo reportes inmediatos de detenciones o violencia en la ciudad.

“Estoy realmente aterrada de lo que está sucediendo en este país”, dijo en Chicago Adriana Rizzo, de 22 años de edad, que sostenía un cartel que decía: “Disfruta de tus derechos mientras puedas”.

Los manifestantes se expresaron contra la promesa de campaña de Trump de construir un muro a lo largo de la frontera con México para evitar el ingreso de inmigrantes ilegales a Estados Unidos.

Cientos de personas también protestaron en Filadelfia, Boston y Portland, Oregón, el miércoles por la noche. En Austin, la capital del estado de Texas, unas 400 personas marcharon por las calles, dijo la policía.

El representante de la campaña de Trump no respondió de inmediato a las solicitudes de comentarios sobre las protestas. Sin embargo, Trump dijo en su discurso de victoria que él sería presidente para todos los estadounidenses y declaró: “Es hora de que nos unamos como uno”.