La economía ecuatoriana mantiene la perspectiva de estabilidad, según S&P Global Ratings

  Actualidad

La economía ecuatoriana mantiene la perspectiva de estabilidad, según S&P Global Ratings

"El historial de incumplimientos del país pesa sobre nuestra evaluación institucional, pero Guillermo Lasso genera más confianza".

Lasso
Guillermo Lasso, presidente de Ecuador.José Jácome / EFE

La firma internacional S&P Global Ratings confirmó calificaciones soberanas de 'B-/B' de Ecuador, según un comunicado. La perspectiva se mantiene estable.

“La administración del presidente Guillermo Lasso está comprometida a reducir las vulnerabilidades fiscales y externas de Ecuador al tiempo que promueve una agenda de crecimiento pro mercado”, dice la nota en su resumen.

Desde su posesión, en mayo de 2021, el gobierno de Lasso ha tenido reacción positiva del mercado y espera para estos días la ratificación del Fondo Monetario Internacional que permitan los nuevos desembolsos.

“La ejecución de políticas seguirá siendo un desafío, ya que el apoyo en la Asamblea Nacional es débil y las tensiones sociales persisten tras la profunda recesión económica”, señaló S&P Global Ratings , tras confirmar las calificaciones soberanas de largo y corto plazo de 'B-' y 'B', respectivamente de Ecuador.

La perspectiva es estable, anota la calificadora, “lo que refleja nuestra opinión de que la recuperación económica, junto con la implementación en curso del programa del Fondo Monetario Internacional (FMI), reducirá las necesidades de financiamiento del gobierno”.

Z5VIPOX7KFGUBJWTSL3NHTDKOU

El acuerdo con el FMI quitará ‘el velo’ del plan económico de Lasso

Leer más

La perspectiva estable incorpora el continuo avance en las negociaciones para la revisión del acuerdo de Servicio Ampliado del FMI, que debería ayudar a fortalecer los débiles fundamentos económicos de Ecuador, así como asegurar suficiente financiamiento y respaldar las reservas internacionales para los próximos 12 meses.

La implementación del programa también debería ayudar a reducir gradualmente la gran brecha de financiamiento de Ecuador, estabilizar su carga de deuda, anclar la confianza de los inversionistas e impulsar el crecimiento, agrega el comunicado de S&P Global Ratings.

Con el tiempo, agrega, la implementación exitosa del programa del FMI también debería traducirse en que Ecuador recupere el acceso a los mercados internacionales de deuda.

Las calificaciones están respaldadas “por nuestra expectativa de que la nueva administración continuará promoviendo políticas tendientes a corregir los desequilibrios estructurales de Ecuador. La administración anterior del presidente Moreno inició un camino correctivo; no obstante, el severo impacto de la pandemia de COVID-19 interrumpió el progreso y, en medio de una crisis de liquidez, el país completó un canje de deuda en condiciones desventajosas el año pasado”.

El historial de incumplimientos del país pesa sobre nuestra evaluación institucional, lo que indica que, en medio de una tensión económica severa, el soberano podría no priorizar la deuda sobre otras obligaciones de gasto. “Dicho esto, esperamos que la administración de Lasso capitalice el espacio ganado con la reciente reestructuración de la deuda y promueva políticas que apoyen el crecimiento, fortalezcan la sostenibilidad fiscal y reduzcan las vulnerabilidades externas”.