Dhruv: dos procesados no son autorizados para viajar

  Actualidad

Dhruv: dos procesados no son autorizados para viajar

El juez Luis Rivera escuchó a Luis Valverde y Patricio Mejía  y no acogió sus  solicitudes. Ellos son parte de 15 investigados por presunto peculado

TOAINGA
Diligencia. El fiscal general subrogante, Wilson Toainga, durante la audiencia convocada en el caso de los Dhruv.René Fraga

Luis Valverde y Patricio Mejía esperaban autorización del juez de la Corte Nacional Luis Rivera para viajar a Polonia y Estados Unidos en los próximos días.

Valverde quería ver a su hija que trabaja en ese país y a quien no ha podido encontrar desde hace un año. Mientras que Mejía buscaba regresar a Estados Unidos para no perder su residencia en ese país.

Ambos son parte de 15 investigados por la Fiscalía por las posibles irregularidades registradas en la compra de los helicópteros Dhruv durante el gobierno de Rafael Correa.

El juez escuchó los argumentos de sus defensores y concluyó en la negativa de los pedidos de los procesados que tienen como una de las medidas alternativas la prohibición de salida del país.

El caso fue archivado en la administración de Galo Chiriboga y fue reabierto con Diana Salazar. En octubre se formularon los cargos para los sospechosos. Entre ellos dos exministros de Defensa del correísmo: Wellington Sandoval y Javier Ponce.

Según la Fiscalía desde 2006 con la declaratoria ya de desierta cuando ya se le había adjudicado a la empresa HAL, por una cuarta vez el Estado representado por el Ministerio de Defensa trató de concretar la compra de los Dhruv que la inició el 2 de diciembre de 2007 con un informe de necesidades para siete helicópteros.

Dijo que si bien se argumenta la necesidad, no justifica estadística ni técnicamente el número. Establecieron siete helicópteros sin ningún estudio, pero con una certificación presupuestaria de 67 millones que además eran inexistentes porque a la fecha del inicio de la fase precontractual no fue real ni confiable su acreditación.

Para la Fiscalía los documentos que, según el Reglamento único de contrataciones de las Fuerzas Armadas y la Ley de Contratación Pública, debieron ser puestos para la aprobación del Comité de Contrataciones de la FAE y seguir el procedimiento ordinario tomaron un direccionamiento político al ser Sandoval el ministro de Defensa. 

En la formulación de cargos la Fiscalía dijo que fundamentados en lo ocurrido en el tema de Angostura promueve una resolución del Plenario de la Junta de Defensa “en donde se declara emergente la compra de los helicópteros con la sola finalidad de transgredir los principios de la contratación pública”. Se señala que entre esos principios se usó la excepcionalidad y se quiso dar a las actuaciones una apariencia de legitimidad a través de la declaratoria de emergencia.

Sandoval se defiende. “No entiendo yo todavía cuál es la acusación, de qué se me acusa, porque yo ya no era ministro cuando se decidió, comprar, pagar y recibir”. Atribuye su imputación a “un exceso de iniciativa tal vez de la fiscal”.

Al exministro Ponce la Fiscalía le señaló porque, notificada la empresa adjudicada, suscribió el contrato el 5 de agosto de 2008, “contrato cuyas estipulaciones técnicas se sostienen en documentos que no fueron parte de la oferta, direccionados a favorecer a la compañía adjudicada, esto es HAL”.

druvh

Dhruv: las versiones siguen en la Fiscalía

Leer más

La acusación sigue afirmando que con la recepción de aeronaves desintegradas porque no cumplían con los requerimientos. Aunque en el contrato se sostiene que se van a adquirir siete helicópteros solo reciben partes de los aparatos sin que sean operativos.

EXPRESO consultó su criterio al exministro Ponce. Respondió que “es necesario esperar el fin de la instrucción”.

Sandoval señaló que aún no ha sido convocado a dar la versión, eso a pesar de que los 90 días de instrucción fiscal concluyen los primeros días de enero. De los siete helicópteros, cuatro se accidentaron y los otros tres fueron inmovilizados para su venta que impulsaba el exministro Oswaldo Jarrín.

El detalle

Expediente. La instrucción fiscal por el caso de los Dhruv superó los 116 cuerpos procesales.

Sospechas

La muerte del general Jorge Gabela

El excomandante de la Fuerza Aérea Ecuatoriana (FAE) Jorge Gabela denunció posibles irregularidades en la compra de los helicópteros Dhruv.

Poco tiempo después, en diciembre de 2010, Gabela fue asesinado en circunstancias poco claras que, según el Gobierno de ese entonces, fue provocado por la delincuencia común. Sin embargo, la esposa del oficial asesinado, Patricia Ochoa, insistió en que fue por las denuncias presentadas por Gabela.

La compra de las aeronaves tuvo tres procesos fallidos. Al cuarto intento se concretó la adquisición de los siete aparatos. En la Fiscalía aún existe una investigación previa por la muerte del oficial.