Desempleo, inseguridad y droga

  Actualidad

Desempleo, inseguridad y droga

En mi artículo del jueves último relaté la terrible experiencia de ser asaltado dos veces a luz del día. Reitero mi gratitud a los que me han expresado su solidaridad y afecto. Varios amigos destacaron el hecho de mi serenidad y sangre fría para enfrentar a los delincuentes. El pánico posterior me derrumbó. Dios me ayudó.

El reciente lunes 7, el periodista de El Universo, Robert Horacio Salazar Acosta, de 26 años, fue asaltado y asesinado en la Ciudadela 9 de Octubre a las 09:50 a. m.

Policías, que portan armas (si las usan son sancionados), y nosotros los civiles sin protección y prohibidos de portarlas para defendernos, somos enjuiciados por llevarlas y repeler a un asaltante y asesino.

Indefensos. Nuestras casas enrejadas y con alarmas. Leyes que protegen delincuentes. Es la impunidad porque el Gobierno dictó una ley que permite a los presos recuperar su libertad si no son sancionados dentro un año. La corrupción de ciertos jueces, fiscales y abogados tramitadores coludidos por dinero que pagan los delincuentes. La inseguridad es la norma. El delincuente tiene más protección que sus víctimas. Usan pistolas hechas y autorizadas en Ecuador. Revólveres, metralletas, cuchillos, navajas o corto punzantes.

Tramitar una denuncia en la Fiscalía es un viacrucis. Once mil delincuentes han sido puestos en libertad. Y regresan a robar y a matar.

El desempleo cunde. La droga y el microtráfico, autorizado para pequeños consumidores, está devastando a la niñez. La familia se desintegra. La degeneración y promiscuidad sexual de señores y señoras es la moda.

Hasta esa fecha tenían 172 muertes violentas en la Zona 8 (Guayaquil, Durán y Samborondón). 110 fueron por violencia criminal (delincuencia común, microtráfico, amenazas, robos a personas y vehículos).

“Aparentemente es delincuencia común. Se halló un indicio balístico, bala U”, dijo un teniente coronel de Policía. Pocos saben lo que significa la escena del crimen. Su proceder es elemental.

colaboradores@granasa.com.ec