Actualidad

En Corea del Sur, la destituida presidenta pide perdon al pueblo

El Parlamento surcoreano aprobó ayer, con 234 votos a favor y 56 en contra, la destitución de la presidenta Park Geun-hye tras seis semanas de manifestaciones multitudinarias para pedir su cese por un grave caso de corrupción y tráfico de influencias.<

Traspaso. Park Geun-hye, de 64 años, ayer en la Casa Azul, en Seúl.

El Parlamento surcoreano aprobó ayer, con 234 votos a favor y 56 en contra, la destitución de la presidenta Park Geun-hye tras seis semanas de manifestaciones multitudinarias para pedir su cese por un grave caso de corrupción y tráfico de influencias.

Los poderes de Park fueron transferidos al primer ministro, a la espera del dictamen del Tribunal Constitucional, que debe ratificar o invalidar la decisión parlamentaria. El fallo puede tardar seis meses, durante los cuales Park puede permanecer en la residencia presidencial, la Casa Azul.

Park, de 64 años, pidió perdón al país en una alocución televisada. “Quiero disculparme ante todos los surcoreanos por este caos nacional que he creado por mi negligencia, en momentos en que nuestro país afronta tantas dificultades”, declaró.

Los telespectadores han seguido, con el aliento contenido, las audiencias de la investigación de la comisión parlamentaria que analizó la destitución de Park, un programa de telerrealidad ante el cual han desfilado grandes hombres de negocios, parlamentarios con mucha labia y hasta un “exgigoló”.  AFP