En cárceles del país se implementan videochats para los internos

  Actualidad

En cárceles del país se implementan videochats para los internos

Se busca la forma de mantener a los PPL en contacto con sus familiares por medios telemáticos. Directores organizan otras actividades de recreación

CARCEL LOJA FIR
A diario, militares y policías mantienen vigilado el Centro de Rehabilitación de Loja para evitar desmanes./ Freddy Inga

La suspensión de las visitas familiares y conyugales, por el incremento del COVID-19 en Ecuador, lleva a directores de varios centros carcelarios del país a sumar e implementar nuevas medidas para blindar a las personas privadas de la libertad (PPL), pero sin que pierdan el contacto con sus allegados.

Cuatro de seis Centros de Rehabilitación Social (CRS) han optado por instalar más cabinas telefónicas, para que los internos dialoguen con sus familiares y estén más tranquilos frente a la pandemia que azota al mundo y que en nuestro país ya ha cobrado la vida de 36 personas. Además se ha confirmado el contagio de 1.595 y otras 2.148 son sospechosas de portar el virus.

Emilio Arce, director de la cárcel El Rodeo de Portoviejo, provincia de Manabí, manifestó que la comunicación de los PPL con sus familiares se realiza a través de las 28 cabinas telefónicas que tienen en el centro (3 en cada pabellón) durante las 24 horas. “El alimento, agua y medicina tienen su control y vigilancia gracias a un doctor que fue destinado por el Ministerio de Salud Pública. Asimismo, a 600 metros tenemos un centro de salud, por si amerita alguna atención”.

CONTROLES SNAI

Militares controlan intento de fuga en cárcel de Sucumbíos

Leer más

Alexandra Navia, directora de la cárcel de Jipijapa (también en Manabí), expresó que la comunicación de los internos con el exterior es a través de videochats, cuyo servicio (hasta el pasado jueves) no había sido requerido por los reos.

“Tenemos una sala de videoconferencia con una computadora en el área de psicología donde los PPL, si lo requieren, pueden comunicarse con sus familiares. Aquí, usualmente se hacían estos procedimientos con la Judicatura”, dijo Navia, quien añadió que todos los centros tienen áreas de transitoria y cuarentena.

CARCELES CABINAS EN CARCEL AMBATO (YIE)
En Ambato se han habilitado 27 cabinas, para que los internos puedan comunicarse con sus familiares./ Yadira Illescas

Una semana antes de que se decretara el estado de excepción en el país, en el Centro de Rehabilitación Social de Ambato se preparó a los más de 800 presos, para que colaboren durante el estado de emergencia sanitaria. Dos días después del toque de queda, al centro llegaron técnicos de una telefónica para habilitar 27 cabinas. Esto, con la finalidad de que los internos puedan comunicarse con sus seres queridos, en especial quienes son de otras provincias, aseguró Carlos Manzano, director de la cárcel.

“La finalidad es tranquilizar a la persona que está privada de la libertad, para que tenga contacto con sus allegados”.

CARCELES EN GUAYAQUIL

Rodríguez: “Controlamos hasta lo que le depositan a los prisioneros”

Leer más

El funcionario reconoció que no recibir visitas es muy duro para los internos, pero tratan de mantenerlos ocupados, asignándoles actividades. Además, organizó un campeonato interno, que es recompensado con una porción extra de refrigerio.

Mediante donaciones de empresas privadas y voluntarios tienen los productos necesarios. Elaboran panes de diferentes gustos y hacen el esfuerzo para mejorar el rancho. Para evitar algún contagio han destinado un área especial, donde los nuevos detenidos pasan siete días en aislamiento.

DETALLES

En otros centros carcelarios

IMBABURA 

En la cárcel de varones de Ibarra también sigue suspendida la visita a los familiares de los reos hasta nueva orden. Se evalúa la posibilidad de usar videollamadas para que puedan comunicarse, según dijo una fuente de la entidad. Mientras, cumplen con todos los protocolos de seguridad y limpieza. 

CARCEL MARIBEL ROJAS
En el Centro de Rehabilitación de Ibarra se procedió a la fumigación de las celdas./ Maribel Rojas

AZUAY 

En el Centro de Rehabilitación Social Regional Centro Sur de Turi, en Cuenca, los teléfonos públicos que hay en cada pabellón sirven para que los más de 2.700 internos se comuniquen con sus familiares y parientes, mediante llamadas gratuitas. El problema se agudiza por el estado psicológico que sufren. 

CHIMBORAZO 

Las cabinas telefónicas ubicadas al interior de la cárcel de Riobamba son el único medio con el cual los más de 400 detenidos tienen contacto o noticias de sus familiares. Para evitar aglomeraciones, tienen un tiempo determinado para el uso y en las filas se mantiene la debida distancia, informó una vocera de la entidad. 

sentenciados caso tuarez

Detenidos por tráfico de influencias están ingresados en dos cárceles del país

Leer más

LOJA

Militares y policías resguardan a diario afuera del Centro de Rehabilitación Social de Loja, ante la emergencia sanitaria decretada por el Gobierno frente al coronavirus. La gobernadora Lorena Costa dijo que están buscando una solución para que los internos puedan comunicarse con sus familiares.