Los cambios en tres hospitales son graduales

  Actualidad

Los cambios en tres hospitales son graduales

La medida sigue tomando por sorpresa a muchos pacientes que acuden a esos centros de salud.

Pacientes. Quienes tenían cita programada en el Hospital Universitario son derivados al hospital móvil.

Los pacientes empiezan a sentir los cambios que se están dando, desde el jueves pasado, en tres hospitales públicos de Guayaquil, que están incluidos en un proceso de reorganización y optimización de recursos del sistema de salud hospitalaria.

De acuerdo con lo planificado, el Hospital Universitario se convertirá en un complejo ginecobstétrico pediátrico; el hospital general del Guasmo Sur se transformará en un centro de especialidades; y el hospital Mariana de Jesús atenderá solo partos las 24 horas, con servicio de corta estancia.

La medida sigue tomando por sorpresa a muchos pacientes que acuden a esos centros de salud. Aseguran que no están informados sobre los cambios que se están ejecutando.

Este es el caso de Sara Santana, quien ayer acudió al hospital Universitario, ubicado en el noroeste de la ciudad, y se encontró con la novedad de que la atención de medicina general la recibiría en el hospital móvil que está instalado desde el jueves en el lugar.

“Fui al consultorio del doctor que me habían asignado, pero me indicaron que debía dirigirme a la carpa para que reciba atención”, dijo la mujer, de 60 años, quien vive en un recinto de Samborondón.

El hospital móvil brinda servicio en cirugía, ginecología, consulta externa, quirófanos móviles, rayos X, unidad de cuidados intensivos, etc. Y estará instalado en el lugar hasta que el hospital Universitario atienda solamente casos de ginecología y pediatría; ya que los especialistas (dermatólogos, cardiólogos, etc.) de esta casa de salud pasarán gradualmente al hospital del Guasmo Sur.

El mismo desconocimiento dicen tener los pacientes que acudieron ayer al hospital Mariana de Jesús, ubicado en el suroeste. “Están atendiendo con normalidad, pero no nos han dicho nada de los cambios”, dijo Ana León, quien está en el octavo mes de gestación y acudió a un chequeo ginecológico, pero no sabe si su parto será atendido allí o en el Hospital Universitario, donde ya han sido trasladados varios profesionales.

Mariana Pihuave, coordinadora zonal 8 de Salud, asegura que los cambios son graduales y que estos ya han sido socializados con los pacientes y familiares, al igual que con los médicos y trabajadores.

Indica que las cesáreas programadas serán derivadas, en los tiempos planificados, para que sean atendidas en el Hospital Universitario con los mismos galenos que lo hacían en el Mariana de Jesús.