Actualidad

Algunos alcances para mejorar la convivencia en Guayaquil

Como guayaquileña aplaudo todo lo positivo que se hace para mi ciudad, por ejemplo el viaducto sur, gran obra de superior necesidad, aunque siempre hay “un pero”, ojalá se la adjudiquen a una empresa nacional. Si es guayaquileña mucho mejor porque parece que a mis autoridades les encanta contratar a empresas extranjeras y no aprovechar y fortalecer el capital privado que tanto se dice “debemos apoyar”.

Hace años escribí un articulo en el que indicaba la buena impresión que me causó ir a Ambato, donde vi en las calles unas casitas que eran contenedores para depositar basura. Qué linda impresión ver las calles limpias; en cambio aquí no tenemos dónde poner la basura. Por mi casa, el camión de Puerto Limpio pasa cerca de la 1 de la mañana, eso quiere decir que debo esperar hasta esa hora para depositar la basura o debo dejarla en una esquina para que el carro se la lleve. Me pregunto ¿no será mejor poner en determinadas esquinas contenedores donde las personas salgamos a depositar las fundas y así Puerto Limpio las recoja?

Las necesidades biológicas se hacen cuando el cuerpo las pida, aquí en Guayaquil no hay lugares para estas necesidades. Sé que una ordenanza municipal obliga a restaurantes, gasolineras y almacenes a prestar el baño pero con el índice delincuencial que existe esa ordenanza no se cumple. Eso significa que el Municipio ya debe construir lugares para estos menesteres.

Martha Jurado R.