Solca y Tanca Marengo

  Columnas

Solca y Tanca Marengo

Sea está la oportunidad para reiterar la gratitud del Ecuador a Solca, a su fundador y a quienes han sabido continuar la tarea’.

Hoy, la Sociedad de Lucha contra el Cáncer del Ecuador conmemora, con una sesión solemne, su septuagésimo aniversario. Y mañana recordamos el natalicio de su fundador: el doctor Juan Tanca Marengo (1895).

Tanca Marengo es un paradigma del discípulo de Hipócrates que se atreve a ir más allá de Esculapio. Me alegra verlo descrito en Wikipedia como médico y político. El honró ambas actividades. Bueno sería que ahora los colegas médicos y los colegas políticos, decidieran seguir su ejemplo. Por supuesto, como tuve la fortuna de conocerlo y tratar con él durante mis días de guardia en la clínica Julián Coronel, sé que estoy poniendo la vara muy alta pero así hay que colocarla para que el esfuerzo requerido realmente enaltezca, y si no se logra ponerse a su nivel, tener certeza de que con el intento hemos ascendido profesionalmente y también en calidad humana. Tanca Marengo, en plena conciencia de sus valores, se daba el lujo de ser humilde, de ser amable, de ser sabio en sus juicios sobre asuntos ajenos a su ejercicio cotidiano y brindarlos con naturalidad, trátese de criterios sobre las reformas a la Ley de Educación Superior o al estado del alcantarillado de Guayaquil. Cuando gobernador, dio los pasos iniciales para fundar la Comisión de Tránsito del Guayas y luego ocupó el Ministerio de Gobierno. Antes, presidió la Junta Patriótica y como ministro creó la Cédula Orientalista.

Más podría decir, pero eso corresponde a la esfera privada y me lo reservo.

Volviendo al Tanca Marengo médico, su visión clínica derivada de su consagración al estudio, en una impresionante biblioteca, no se restringía a diagnosticar cuando los síntomas eran los comunes descritos en los respectivos tratados. Tenía claro aquello de que no hay enfermedades sino enfermos. Su contribución al desarrollo de la medicina ecuatoriana es formidable a través de sus escritos y de sus creaciones institucionales: PAMA, una de ellas, filial ecuatoriana de la Asociación Médica Pan americana.

Por la magnitud alcanzada y la visión prospectiva de su fundador y de quienes hasta ahora la han continuado, Solca es su obra emblemática. ¡Felicitaciones!