Debate: nos quedaron debiendo

  Columnas

Debate: nos quedaron debiendo

"El debate no cumplió el objetivo de contribuir a definir el voto del electorado indeciso. Lo que resta de la campaña debe tener ese propósito"

Todo el mundo coincide en que si no se vacuna a un alto porcentaje de ciudadanos será imposible lograr la tan ansiada y necesaria reactivación económica. Esos dos temas eran sustantivos en el debate y el cruce de acusaciones impidió que se los desarrolle con la profundidad requerida. Sin reactivación económica tampoco será posible generar empleo. No se debatió sobre cómo propiciarlo dando seguridades a la inversión extranjera, y creándole un clima de confianza a la inversión nacional en un ambiente de alta inversión social. Asimismo, solo de refilón, el candidato Lasso hizo mención a las narcodictaduras, pero dejó pasar la alta penetración del narcotráfico, que directa o indirectamente propició el gobierno de Correa. Por el estilo, aunque se produjeron acusaciones importantes, se volvió cansina la acusación de banquero, tal cual las incriminaciones por los atropellos del gobierno anterior.

Me habría gustado que se trate el tema de la seguridad nacional, amenazada por la penetración del narcotráfico; o que se reitere la voluntad de acabar con la impunidad, que permite que la corrupción de diverso tipo, desde el asalto a los fondos públicos hasta los privilegios en la vacunación, siga vigente.

Aunque el debate se vio interrumpido en su continuidad por la información previa elaborada por el comité a cargo de su organización, hay que decir que la información contenida estuvo muy bien seleccionada, y debió haber servido de importante contexto para las respuestas. Como de costumbre, cada candidato respondió lo que a bien tuvo, y casi siempre con referencias al pasado, aunque los dos trataron de pintar una imagen de futuro en caso de ser gobierno, pero sin decir cómo lo iban a lograr en el terreno de los hechos.

Queda claro, tomando como un conjunto las pinceladas sobre la situación elaborada por el CNE, que la misma es extremadamente complicada y requerirá superar la confrontación, construyendo un gran frente pro Ecuador, que respetando las libertades y entendiendo a fondo la magnitud de los actuales problemas, busque superarlos con una acción conjunta de los ecuatorianos patriotas.