Incomprensible eliminación

  Cartas de lectores

Incomprensible eliminación

Quizás desconocía el ignaro el tiempo que se lleva en preparar a un servidor en un área tan compleja como es la de importaciones y el dominio de sus centenares de ítems

Parafraseando a Xavier Benedetti en, “El Secap, Servicio de Capacitación Profesional, el Departamento de Importación de Maquinarias y Equipos del Banco de Fomento, hoy Ban Ecuador, y la Universidad”. Un profesor con camisa de cuello blanco, bien almidonada, con terno color gris, corbata de seda italiana y zapatos negros, bien lustrados, se baja de la buseta al pie de la universidad a las 07h00 para dar su clase, se ha quedado hasta las 03h00 de la madrugada preparándola. No coge taxi, por que su estipendio no le alcanza. Al mismo tiempo otro hombre a la misma hora 07h00, con pantalón grueso, color caqui, y botas de caucho gruesas, se baja de su auto de 4 puertas para abrir su taller mecánico, que queda diagonal a la universidad.

Esa es estimados lectores la diferencia triste que se produce en un país subdesarrollado como Ecuador, donde el ‘non plus ultra’ es llegar a la universidad y un país desarrollado. Me pregunto: ¿quién y/o quiénes serían “los desadaptados sociales” que eliminaron el Secap, y/o los departamentos de Importaciones de Maquinarias y Equipos tanto en el Banco de Fomento, como en sus similares? Quizás desconocía el ignaro el tiempo que se lleva en preparar a un servidor en un área tan compleja como es la de importaciones y el dominio de sus centenares de ítems.

Jorge Valentín

Sánchez Vega.