Esperanza para el deporte ecuatoriano en 2022

  Cartas de lectores

Esperanza para el deporte ecuatoriano en 2022

La exitosa e histórica participación de deportistas ecuatorianos en los Juegos Olímpicos Tokio 2020, y de deportistas entre 14 y 20 años en los Panamericanos Junior, dan excelentes proyecciones para el futuro medallero olímpico. Esta generación de oro tiene la responsabilidad, el desafío de mantener y mejorar el estatus ganado en los futuros Juegos Bolivarianos, Sudamericanos de la Juventud, etc. Para eso necesitan gran preparación física, técnica y mental, lo cual exige gran planificación de parte de todos los organismos deportivos, el Estado, empresa privada y deportistas; así como la ejecución de planes de alto rendimiento, con instituciones en las diferentes provincias, como Guayas (Durán), Macas, Cuenca, Imbabura (Carpuela) y Esmeraldas, pero que están en abandono y proceso de liquidación. Gracias al reclamo de las élites del deporte nacional por falta de apoyo económico y disconformidad con los planes de alto rendimiento, se ha comenzado a buscar cambios para fortalecer la presentación de Ecuador en los JJ. OO. en París 2024 y Los Ángeles 2028. Estos problemas fueron analizados el 22 de diciembre -con resultados- por el Ministerio del Deporte. Los nuevos planes incluyen incentivos económicos para cada deporte, por categorías y por el número de medallas conseguidas. Los atletas deberán someterse, entre otros requisitos, a cumplir el entrenamiento con metas, participar en eventos oficiales y de ciclos olímpicos, cumplir con reglas y normas antidopaje. Gracias señor presidente por el aporte de $ 70 millones a favor del deporte individual. Quedan en manos de los deportistas los logros y dar esperanzas al país.

Lic. Robespierre Rivas Ronquillo