Ocio

Mauro Urquijo, el exgalán de Ecuavisa, graba un vídeo porno con su esposa

El actor colombiano, quien vivió en Guayaquil y protagonizó hace 25 años María Soledad, con Lady Noriega, se casó el año pasado con su pareja trans.

Mauro Urquijo y María Gabriela Isler
Mauro Urquijo y María Gabriela Isler se casaron en agosto del año pasadoInstagram

La telenovela María Soledad celebra sus bodas de plata. Fue una producción de Ecuavisa que tuvo como protagonistas a Mauro Urquijo y Lady Noriega, actores colombianos que vivieron en Guayaquil por este motivo. Tras finalizar las grabaciones volvieron a su país y continuaron con sus carreras actorales.

Veinticinco años después, el ex galán de Ecuavisa, es noticia por protagonizar un vídeo porno con su esposa María Isabel Isler, una modelo transgénero con quien el manizaleño se casó en agosto del año pasado. Precisamente, la pareja dio de que hablar cuando reclamaron que  el dinero depositado por los invitados había sido sustraído durante la recepción de la boda.

Ahora el escándalo los sacude nuevamente, pues, el explícito vídeo que se viralizó en las redes sociales fue difundido por la propia esposa del exgalán, ahora de 52 años."Quiero hacer porno, mi marido estaba nervioso por esta situación pero él acepta lo que quiero y me apoya", ha manifestado Maria Isabel. 

La imagen liberal de Mauro contrasta mucho con la que dejó en Guayaquil en 1995. Así lo recuerda Diana Saporiti, la directora de casting de ese entonces. "Era muy educado y tranquilo, lo veía muy acoplado con su primera esposa, Connie Atuesta. Nunca se llevó bien con Lady Noriega, no podían verse ni en pintura, pero él era muy profesional, se aprendía los libretos, muy dedicado a su trabajo. Que esté casado con una persona transgénero y grabe un vídeo porno no me asombra ni me llama la atención, amor es amor".

Marisol Romero, quien fue la antagonista en esta producción corrobora lo dicho por Saporiti. "Una persona respetuosa, buena onda, de sangre liviana, cero fiestero, no entablaba relaciones amistosas, era muy reservado. No tuvimos la oportunidad de sociabilizar fuera del set, pero a la hora de grabar era muy profesional. No juzgo lo que ha hecho porque cada quien es libre de hacer lo que quiera, pero debió haber sido al revés, empezar una carrera porno a los 20 y después, a los 50, ser un actor serio (risas)".