Quito: Conoce el nacimiento navideño con tres siglos de historia

  Cultura

Quito: Conoce el nacimiento navideño con tres siglos de historia

Un total de 500 piezas conforman el nacimiento, ubicado en el convento del Carmen Bajo. En él hay todo tipo de personajes.

EXHIBICIÓN DE FIGURAS
Exhibición. El pesebre está ubicado en el cuarto de la segunda planta del convento del Carmen Bajo, las hermanas se dedican a cuidarlo.Karina Defas

Intacto y con las mismas piezas de hace más de 300 años, se conserva el belén navideño del convento del Carmen Bajo, en el Centro Histórico de Quito en Ecuador.

El pesebre fue creado en el siglo XVIII, en él se representa el nacimiento de Jesús, acompañado de María y José. Hay escenas como la anunciación del arcángel Gabriel y la presentación en el templo de Jesús, entre otros.

Lo curioso es que todo se desarrolla en escenarios ecuatorianos y aparecen personajes típicos del país, explicó Rina Artieda, representante del colectivo Cofradía de los Duendes, que se dedica a recuperar la cultura e historia de la urbe.

“No solo están las figuras tradicionales, sino que encontramos representaciones de la sociedad quiteña de ese entonces. Aquí se resume el sincretismo religioso, la cultura popular y las imposiciones del catolicismo”, dijo.

EL CARMEN BAJO
Son mas de 500 piezas distribuidas de diferentes formas en el espacio.Karina Defas

Imágenes de muñecos que aparecen vestidos con trajes indígenas de la Sierra, o con atuendos afro. Así como vestidos con un tipo de faja, propias de trajes americanos, son parte de lo que se ve.

Se observan actos como la presentación de la Niña María, los desposorios de la Virgen, el sueño de José, la aparición de ángeles, Herodes con su corte, San Juan Bautista preso y la princesa Salomé.

Viviendo en Quito y no me he dado cuenta de la magnitud y belleza que tenemos tan cerca. Patricio Ordóñez, visitante del pesebre Carmen Bajo

Caballos aparecen en lugar de los camellos, también campesinos que pastan ovejas o que tratan de alcanzarlas.

“Podemos encontrar a un comerciante con bocio, afectado en su salud y con la ropa rota. Lo extraño es que está subido en un chivo”, agregó Artieda. Era muy común observar personas con ese padecimiento en esa época en Quito.

Los reyes de España e imágenes de vírgenes como la de Guadalupe, y hasta una calavera son parte de la decoración.

La calaca es un recordatorio que pese a la mezcla de figuras que existen en el pesebre, en donde se juntan todo tipo de personas y animales, al final todos son iguales, porque son calaveras, aseguró Artieda.

Los 500 elementos que forman parte de la obra de arte son custodiados por las Carmelitas Descalzas, quienes tienen ya 350 años en Ecuador.

pan de pascua

El pan de pascua con nuevos perfumes

Leer más

El Carmen Bajo está ubicado en las calles Olmedo y Venezuela. Allí todavía viven 10 monjas de claustro, quienes son las encargadas de mantener el belén en buenas condiciones y darle mantenimiento.

Una pareja en el altar del templo

Cuenta la leyenda que una mujer que era muy devota de la Virgen solía ir por los prados que existían cerca al Carmen Bajo para recoger amapolas, en una ocasión se le apareció un hombre, quien supuestamente era el dueño de esas tierras. Los dos se convirtieron en amigos y posteriormente en novios.  

En una tarde lluviosa, ella estaba sola en los patios mientras escuchaba una voz que la llamaba, al darse la vuelta era su novio, pero con un rostro más áspero y duro. Aterrorizada corrió hasta llegar a una puerta del convento, que usualmente permanecía cerrada porque supuestamente el diablo la hacía sonar, pero la muchacha pudo abrirla y ponerse a buen recaudo. El hombre que la seguía no pudo ingresar y quedó fuera.

A la mañana siguiente las hermanas del Carmen Bajo encontraron el cuerpo inerte de la chica frente al altar, mientras que en la calle hallaron el cadáver del que fue su novio. Rina Artieda comentó que según la leyenda la pareja suele aparecer frente al altar jurándose amor, sobre todo en las noches que no tienen luna.