Ocio

Las 8 mejores películas estrenadas en Guayaquil

La mezcla de intereses de las salas de cine y las plataformas de streamming han hecho de 2019 un año interesante cinematográficamente hablando.

Roma
La cinta 'Roma', dirigida, escrita, fotografiada y coproducida por Alfonso Cuarón y protagonizada por Yalitza Aparicio, deja claro que no debe haber disputa entre el cine tradicional y Netflix.Cortesía.

La presencia de Netflix marca una verdadera revolución en todo lo que a distribución y exhibición se refiere. A ellos les interesa cubrir dos campos: las salas cinematográficas y su canal de televisión. Pese a tener la oposición del Festival de Cannes (Francia), que se niega a considerar sus producciones como cintas que puedan competir por su Palma de Oro, Hollywood no ha tenido problema alguno y le premió 'Roma'. Lo único solicitado por la Academia es que el filme sea exhibido en salas cinematográficas. Por ello no sorprende que 'Historia de un matrimonio', 'El irlandés' y 'Los dos papas' resuenen en esta selección.

Nuestro Ecuador, Guayaquil en especial, se ha beneficiado porque dichas películas. Pese a la brevedad con que se mostraron en el Puerto Principal, lograron ser vistas y analizadas a través de la televisión, por ello ingresan a la nómina de los mejores estrenos del 2019. 

Punto a favor de Netflix es el hecho de que sus producciones abarcan historias mejor concebidas, que se alejan de los argumentos trillados que viene presentando Marvel: los superhéroes, género que ahora sufre por el desilusionante final de 'La Guerra de las Galaxias: El ascenso de Skywalker', filme al que puede calificarse con el título de la obra que firmase William Shakespeare “mucho ruido y pocas nueces”.

Por otra parte, los estudios han preferido mantener sus tres géneros usuales: héroes de ficción, terror y dibujos animados. La necedad ha permitido el triunfo espectacular de Netflix y la contratación de gigantes del cine, directores, actores y actrices relativamente olvidados por el nuevo Hollywood, para instalarlos en los nichos de la televisión pertenecientes a la década que hoy finaliza.

De esta mezcla llamativa quedan a continuación las elegidas por su calidad, sin ningún orden especial.

HISTORIA DE UN MATRIMONIO. Scarlett Johanson, Adam Driver y Laura Dern brindan actuaciones llamativas como la pareja que se divorcia y la abogada que se las sabe todas para ayudar a la mujer que toma la decisión de separarse legalmente de su cónyuge. Visión amarga de una realidad tangible, diálogo perfecto. Sagaz análisis de la abogacía, sus representantes y la reacción del hijo que empieza a adaptarse emocionalmente a la situación reinante.

GUASÓN. La actuación de Joaquin Phoenix, la dirección, el guion, la ambientación y el ritmo casi trágico, anudado con violencia, dejan en pantalla otra de las obras maestras del cine contemporáneo. Su director logra lo imposible: que el público tenga pena de un ser malvado. Guasón marca el principio de algo considerado imposible: que los antihéroes del género tengan su monumento en el arte cinematográfico.

EL IRLANDÉSMartin Scorsese vuelve con la fuerza de su talento para ejecutar una obra que desde ya es un clásico del cine. El filme habla de la mafia, del dirigente sindical Jimmy Hoffa, de la vida que envuelve a Robert DeNiro, Joe Pesci y Al Pacino; relancina actoral que permite ver lo que es actuación fílmica. La violencia es excesiva, pero la trama lo exige. Sobresale Joe Pesci por la forma en que da vida a su personaje: un ser despiadado que se envuelve en nostalgia. Nota al margen. El fime ya fue considerado el mejor de la década.

ÉRASE UNA VEZ EN HOLLYWOOD. Quentin Tarantino brinda su versión del Hollywood que vivió la historia de Sharon Tate y la presenta bajo el cristal de un actor de televisión que ve terminar su carrera y la de un doble que se resiste a la mala racha. La secuencia de la comuna o granja que habita Charles Mason es una de las mejores de la cinta, en la que la actuación de Bruce Dern adquiere visos de perfección. Margot Robbie es Sharon Tate, mientras que Leonardo DiCaprio y Brad Pitt se acercan, con sus actuaciones, al estrellato que se pierde.

CONTRA LO IMPOSIBLE. La historia de la competencia deportiva entre los fabricantes de los autos Ferrari y Ford hace que James Mangold, su director, enfoque la trama con emoción, destreza y agilidad, hasta lograr que la carrera final transmita emociones al espectador, en tal forma que este se sentirá como si fuese él quien interviene en la carrera de Le Mans. Christian Bale se lleva los honores, pero sin opacar a Matt Damon. Y esté seguro de esto: Contra lo imposible es una de las mejores películas del año.

LOS DOS PAPAS. Anthony Hopkins y Jonathan Pryce se convierten en los papas Benedicto XVI y Francisco, a fin de mostrar al espectador la posible realidad de sus logros. Sin ser un mea culpa, Pryce revive a un pontífice del que aún se discute. Y ha sido Netflix la que lo convierte en un ser humano que vive, sueña, sufre, se opone y acepta su misión. Hopkins como el papa renunciante es más que brillante, parece una reencarnación del santo padre. Un halo de terror envuelve las secuencias que tienen como fondo la juventud de Bergoglio y su lucha contra los dictadores argentinos de su tiempo.

ENTRE NAVAJAS Y SECRETOS. Largometraje inesperado en su valía. Con reminiscencias de novelas escritas por Agatha Christie o filmes de Alfred Hitchcock. Su director demuestra que un filme de misterio sigue siendo filón cinematográfico. Destacan su elegancia, las impecables actuaciones (Daniel Craig, Jamie Lee Curtis, Chris Evans, etc.), la brillantez del diálogo, una trama que sorprende a cada instante y una ambientación que hace recordar al buen cine de ayer. Entre navajas y secretos, llegan a ser componentes de una película de innegable calidad.

DEDICADA A MI EX. La originalidad y chispa que muestra la coproducción ecuatoriana, su trucaje, la secuencia de la entrevista en televisión, la personificación de la productora del show, son verdaderas joyas de un buen cine. Esto deja el convencimiento de que se está frente a una farsa bien hecha, original y, sobre todo, que amalgama talentos internacionales con suprema habilidad, hasta lograr un todo. Jorge Ulloa ha confirmado su valía.