Guayaquil

Guayaquil: “Ese ‘vecino’ que nos torturó por años ha sido enterrado”

La zanja de Urbanor ha sido tapada por el Cabildo.  El canal ahora se conecta al sistema de alcantarillado. EXPRESO hizo eco del problema

zanja
El canal. Personal se encuentra todavía trabajando en el lugar. Se prevé que la obra culmine dentro de un mes aproximadamente.Christian Vinueza

Solo entre el año pasado y este, EXPRESO hizo eco cinco veces del reclamo de los habitantes de Urbanor, frente al estado en el que se encontraba el canal de aguas lluvias que recorría su ciudadela; y que por años sirvió nada más que para esconder a los delincuentes y obligar a las familias a cerrar hasta la última rendija de sus viviendas, para no percibir ese mal olor que se desprendía de aquellas aguas que, sobre todo en época invernal, eran verdes y putrefactas.

“Ahora ya podemos respirar tranquilos, no hay contaminación. Hemos enterrado a ese ‘vecino’ que por años nos torturó”, precisa la residente Adela Paz; mientras observa cómo una cuadrilla de trabajadores va rellenando con enormes piedras finalmente ese espacio.

Todas las ciudadelas que nos rodean siempre tuvieron servicios básicos, nosotros los hemos tenido de a poco. Sin embargo en los últimos años, hemos visto adelante. Eso es importante. Ojalá no nos estanquemos y Urbanor siga siendo una prioridad para las autoridades. 

Alfredo Matovelle,
​residente
Urbanor seguridad

Urbanor inicia una campaña de seguridad que apunta a recuperar el barrio

Leer más

EXPRESO recorrió esta semana el lugar y constató cómo ese enorme hueco de casi 250 metros de largo por cuatro metros de ancho (en el que se cayeron incluso hasta carros), prácticamente ha desaparecido. Hace tres semanas, según detalla Geofredo Calle, miembro del comité promejoras del sector, empezaron las labores.

“La obra, que no consistió en colocar rocas y ya, sino en instalar colectores, ductos cajones y rejillas, es la continuación de una obra mucho más grande que inició hace cinco años, cuando empezó a construirse el alcantarillado pluvial. Ahora se cierra la fase, no habrá más inundaciones”, agrega Calle, quien por ubicarse el área intervenida al pie del Parque de Urbanor, solicitará al Cabildo que se construya una ciclovía en el terreno ahora existente.

La obraPrevé evitar que las zonas bajas de Urbanor se inunden en el invierno,  además ayuda a prevenir la proliferación de mosquitos porque la zanja quedará cerrada.
zanja Urbanor
En Urbanor se instalan 230 metros de tubería para colectores y 65 metros de tubería para tirantes, y se construyen 4 cámaras de inspección y 7 sumideros dobles.Christian Vinueza
Trabajo. Unos barren, otros riegan las plantas y muchos recorren y observan el mural plasmado en la pared del ‘parque chico’, del cual los habitantes de Urbanor se sienten orgullosos.

Un mural que une y transforma

Leer más

“Con ella, nuestros chicos tendrían cómo entretenerse, sería una opción para las familias. Tenemos dos canchas que la comunidad levantó, nos esforzamos para hacerlo. Pero, ¿para una pista? Para eso no nos alcanza, y la anhelamos. Queremos que nuestro parque, ahora que se puede, sea un área completamente amigable”, piensa.

Lourdes Llaguno, quien vive a dos cuadras del parque, en la calle 15 B NO, piensa de la misma manera. En enero pasado, esta residente fue una de las que denunció a este Diario, no querer vivir más cerca de una “piscina natural, verdosa y repleta de mosquitos”. “Ahí era fácil nadar cada vez que llovía, había basura, todo tipo de insectos, el vecindario se inundaba. Era necesario que la Alcaldía nos mire. Ahora lo que resta es hacer gestiones que mejoren la movilidad de los residentes, que es otra necesidad y una de las más fuertes”, sentencia.

A buena hora tomaron la decisión de cerrar la zanja que tantas molestias causaba a la ciudadela. Era un foco infeccioso, todo se inundaba. Necesitamos que las obras sigan para mejorar como barrio.

Carmen Cervantes,
habitante de Urbanor 2

Para Darío González, quien pensó hasta en cambiarse de domicilio para no tener que lidiar con la insalubridad del canal, lo ahora logrado es, a su juicio, una batalla ganada. “Solo quienes viven cerca de estos conductos saben bien lo difícil que resulta convivir con este “enemigo”. Esos espacios, cuando estaban secos, refugiaban desde adictos a drogas hasta ladrones. Yo quise más de una vez salir corriendo. Me alegra que ya no sea así”, precisa.

Labor.Con autogestión, la comunidad levantó las canchas y colocó mobiliario urbano en el parque. Ahora, pide ayuda para el mantenimiento. Ciertas áreas lo necesitan.
zanja Urbanor
Aceras. En el estado que se observa en la gráfica, permanecen la mayoría de las veredas del vecindario. Los peatones tienen problemas para caminar: se topan con piedras y grietas a diario.Christian Vinueza
Urbanor

Una fiesta con los protagonistas de la edad dorada de Urbanor

Leer más

Para él, que el Municipio dé luz verde a la idea de construir los bordillos y aceras, “inexistentes” en la mayoría de las calles, sería como “alcanzar la gloria”.

“Muchos creen que nos hemos acostumbrado a besar el piso y a esquivar las calles rotas y con desniveles, pero no es cierto. A nosotros nos gustaría vivir bien, ser realmente un barrio residencial...”. ¿Por qué Urdenor no puede pensar en tener un espacio seguro para el peatón? ¿Por qué no pensar en la necesidad de que tenga pérgolas, faroles y árboles de todos los colores que den sombra?, cuestiona.

Estamos realmente contentos por lo que se ha logrado. Esta obra es la que evitará que nos inundemos más y que el entorno sea más amigable. Con ella se cierra una fase importante.

Geofredo Calle,
miembro del Comité Promejoras de Urbanor

Alfredo Matovelle, también residente, anhela que sea pronto. Por ahora -hace énfasis- disfruta de que una de las obras más anheladas por la comunidad, finalmente haya tomado forma. “Urbanor por muchas décadas fue marginada, vimos cómo crecían las ciudadelas aledañas, mientras nosotros nos estancábamos. Ahora esa realidad ha tomado otro rumbo. Aún queda mucho por hacer, mas estamos en el camino...”, reflexiona.

Otros barrios reclaman la misma obra

inseguridad Urdenor 1 (32834366)

Urdenor 1: “Vivimos sometidos por los delincuentes a diario”

Leer más

Los habitantes de las ciudadelas Urdenor y Las Orquídeas, en el norte, reclaman que se tape también la zanja que bordea sus vecindarios. Los problemas que perciben son los mismos que Urbanor, advierten. Ellos piden que lo tapen o aprovechen el espacio, de tal forma, que lo vuelvan un punto turístico.

Al respecto, EXPRESO preguntó al Municipio si está prevista una intervención similar en ambos puntos, pero hasta el cierre de la edición, no hubo respuesta.