Guayaquil

El conteo regresivo para la llegada del 2020 se realiza desde Cerro del Carmen

En una pantalla circular tipo LED se proyectarán las imágenes, mañana a las 23:57.

A1-6123691 (16123691)
La pantalla se encuentra ubicada en el Cerro del Carmen, en el centro de GuayaquilCORTESIA

Esta vez Guayaquil contará con una especie de reloj gigante que avisará a sus habitantes cuando llegue la medianoche para festejar. Así lo ha dado a conocer la Corporación Nacional de Telecomunicaciones CNT EP, mediante un comunicado, en el que informa que en una en  pantalla circular tipo LED, la más grande del país, ubicada en el Cerro del Carmen, se realizará el conteo regresivo para recibir el año nuevo

A través de un contador digital, según consta en el comunicado, se podrá conocer con exactitud los segundos y minutos faltantes para el arribo del 2020 en una pantalla electrónica de 400 metros que opera con tecnología de punta para la difusión de caracteres, textos, imágenes y videos.

La empresa transmitirá en la pantalla los segundos y minutos del 2019 y, por tanto, el arribo del 2020, a partir de las 23h57 de este martes 31 de diciembre.

El conteo regresivo se hará en segundos a partir del 180, que es la sumatoria de los 60 segundos por minuto que se difundirá en la emblemática pantalla. El arribo del 2020 u “hora cero” se conmemorará con un mensaje alusivo a la fecha: “¡Feliz 2020 para todo el Ecuador!”.

20191230_163752
Así se verá la imagen cada que los segundos vayan restándoseCortesía

Hay familias, como la Hermenegildo Altamirano, integrada por 12 miembros que estarán pendientes del reloj. Ellos pasarán en Puerto Santa Ana, llevarán vino y champagne y una vez llegado el nuevo año, brindarán. "Es la primera vez que lo haremos teniendo como aliado a un reloj, sentiré que estoy en el extranjero, Nueva York", dijo entre risa Venecia Altamarinano, de 53 años de edad, y residente de la ciudadela Urdesa. 

Habitantes de otros sectores de la ciudad ven con buenos ojos esta iniciativa. Por eso, hacen un llamado a que en los años siguientes se haga algo similar en otros vecindarios. "La empresa privada podría ayudar e invertir en estas pantallas. Sería increíble ver a la gente rodeada mirando hacia lo alto hasta que el reloj marque cero. Sería algo nuevo. Novedoso", precisó el también residente de la ciudadela Sauces 6.