Ecuador: Los amigos de Gonzalo Plata se quedaron con la comida servida

  Deportes

Ecuador: Los amigos de Gonzalo Plata se quedaron con la comida servida

El suburbio de Guayaquil, sector donde se formó el seleccionado, reflejó la tristeza de la eliminación tricolor

HInchas Ecuador Mundial 2022
En las intersección de las calles 17 y la L varios amigos de Platita se reunieron.Juan Faustos / Expreso

Los amigos y vecinos de Gonzalo Plata, entre ellos Juan y José Araujo, así como Stalin Matute, despertaron este martes 29 de noviembre repletos de emoción, tanto así que tenían comida y cervezas para celebrar junto a ¿Platita', pero la eliminación de la Tri diluyó toda alegría.

HInchas Ecuador Mundial 2022

Ecuatorianos, desayuno con trago amargo

Leer más

Entre las calles 17 y la L, en el suburbio de Guayaquil, sector donde vivió Plata en su infancia, sacaron un pequeño televisor de 15 pulgadas y lo conectaron a un parlante grande, para “hacer bulla y mantener al vecindario al tanto de los detalles del enfrentamiento”, manifestó Juan Araujo, quien conoce al seleccionado de la Tri desde su niñez.

“Así como lo vemos en la cancha, que se lo nota sumamente feliz, así era desde que lo conocí en la guardería. Él desde pequeño ya demostraba que podía ser jugador, andaba con una pelota siempre y le gustaba jugar. Para nosotros, que fuimos testigo de todo su esfuerzo, es una felicidad verlo con la selección de Ecuador en un Mundial”, aseguró mientras veía el choque.

El primer gol de Senegal, a los 45 minutos del primer tiempo, le hizo recordar a José Araujo las veces que Gonzalo se enfrentó a personas más grandes que él.

Moisés-Caicedo-jugador-ecuatoriano

Dolor tricolor por la eliminación del Mundial

Leer más

“Desde pequeño le gustaba jugar con gente más grande. A él no le importaba el tamaño de sus rivales y siempre luchó como si estuviera jugando una final. Le pegaban, pero él tomaba la pelota y los hacía bailar, y así les terminaba ganando. Esos africanos no son nada para él”, precisó entre risas.

El empate de Moisés Caicedo (al 67’) los hizo saltar de la alegría, tanto así que mandaron a pedir más bielas. Sin embargo, el tanto de Kalidou Koulibaly dañó la celebración. Ya será para la próxima.