Una dura lección para Álex Quiñónez

  Deportes

Una dura lección para Álex Quiñónez

El velocista toma con resignación el no poder competir en Tokio. Su mánager, Alberto Suárez, asumió responsabilidad de la sanción del velocista

Álex Quiñónez atletismo Ecuador
Álex Quiñónez figura entre los mejores velocistas del mundo. Estaba entre favoritos a ganar medalla olímpica.Cortesía

Una de las cartas fuertes de la delegación ecuatoriana para obtener medalla en los Juegos de Tokio, se quedó con las ganas de competir. Álex Quiñónez no será parte de la prueba de 200 metros planos y ante esta situación afirmó que “quiero pedir disculpas al país por todo lo que está pasando. No hay que echarle la culpa a nadie. Lo siento de todo corazón”.

Richard-Carapaz-Juegos-Tokio

Richard Carapaz ascendió un lugar en la clasificación de la UCI

Leer más

La apelación presentada por el velocista en el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) no pasó y deberá cumplir una sanción de doce meses de suspensión a causa de tres fallos en su localización para el control de dopaje.

“Quería darle una gran emoción a todo el Ecuador”, señaló con tristeza el atleta, quien espera que pase rápido el tiempo de su castigo para volver a las pistas y cosechar nuevos éxitos que quiere “dedicar y compartir con todo mi país”.

A la par sigue el trámite su pedido de revisión de la sanción y espera la notificación oficial de la fecha del inicio de la suspensión.

En el proceso de descargo y en la apelación, Alberto Suárez, mánager de Quiñónez, asumió la responsabilidad de los errores al ingresar los datos en la plataforma de la Unidad de Integridad Atlética.

Las pruebas doping que se perdió el velocista y por las que recibió llamados de atención, fueron del 2 de junio y 28 de septiembre de 2020.

Angie Palacios

Angie Palacios, sin medalla en Tokio, pero con diploma olímpico

Leer más

La última falla, que le generó el castigo, se dio el 19 de mayo de 2021, cuando Suárez reportó que el atleta tricolor estaba en Florida (Estados Unidos) cuando se encontraba en Setubal (Portugal). Quiñónez y su equipo esperan que esta fecha sea tomada como referencia de inicio de la penalización.

El español afirmó que Quiñónez “es totalmente inocente y yo soy el único culpable”, lo que ayudó para que la sanción no sea de dos años, como señala el reglamento, pero no fue factor suficiente para recibir una acción cautelar al castigo, con lo que Álex podía ser parte de la cita olímpica.

En los documentos también se menciona que Suárez acudió a la Federación española de atletismo para que le revoquen la licencia como agente y señala que “no puede vivir con la conciencia tranquila al ser el culpable de arruinar la carrera de una persona inocente”.