Elio Morillo, el ecuatoriano que cumple un sueño espacial en la NASA

  Ciencia y Tecnologia

Elio Morillo, el ecuatoriano que cumple un sueño espacial en la NASA

¿Los humanos podrán viajar a Marte algún día? ¿qué fin tienen los viajes espaciales? Son algunas de las incógnitas que resuelve este guayaquileño parte del proyecto Mars 2020

elio morillo nasa
El guayaquileño trabaja en el proyecto MARS 2020 verificando la aviónica, las cargas útiles y el software del Rover Perseverance.Cortesía

Elio Morillo trabaja como ingeniero de banco de pruebas del sistema Mars 2020 (Marte 2020) en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA, entidad que el pasado 30 de julio, logró despegar el Rover Perseverance hacia Marte en busca de rastros de vida antigua. Él cuenta a EXPRESO su historia de vida y los aspectos importantes de esta misión espacial.

Marte ESA

Marte estaba cubierto de capas de hielo en sus orígenes, y no de ríos que fluían

Leer más

Bajo el sol guayaquileño de 1993, Elio nació en el seno de una familia liderada por una madre soltera dedicada por muchos años a la docencia, un hecho que jugó un papel trascendental en la vida de este joven ingeniero. Ya con cinco años y debido al estallido social y político que vivió Ecuador al final del último milenio, Elio junto a su familia tomaron la decisión de emprender un viaje hacia Nueva York, Estados Unidos, en busca de nuevas oportunidades. Fue allí que el experto en mecánica espacial aprendió a escribir en inglés y español al mismo tiempo, entre las lecciones de su escuela de Brooklyn y las de su mamá, quien se dedicaba a la limpieza de casas en ese entonces.

Me crié en un hogar en el que los escasos recursos no me permitieron tener televisión por cable o internet hasta casi mi mayoría de edad. Pero eso nunca fue un obstáculo. 

Tras dos años en la capital del mundo, una serie de eventualidades familiares condujo a Elio hacia Puerto Rico de la mano de su mamá, en donde terminó de crecer los años siguientes, razón por la cual mantiene un característico acento 'boricua' en la actualidad.

Sin embargo, él no olvida sus orígenes y mostrando una camiseta del Guayaquil City dice sentirse un guayaco más que es "fanático del encebollado y el seco de pollo".

Durante su etapa en la isla caribeña, el representante ecuatoriano de la NASA ya mostraba un gran interés en el espacio y en las tecnologías que podrían ser útiles para poder llegar a planetas aún por descubrir, formando el sueño y la convicción de que algún día trabajaría en el tipo de proyectos en los que está involucrado hoy.

Años después regresó junto a su mamá a Nueva York, en donde su esfuerzo en los estudios le condujo hacia una oportunidad brindada por uno de sus mentores, un profesor de química de sus últimos años de colegio, quien lo invitó a participar en una investigación sobre agujeros negros.

Ese hecho marcó un antes y después en su vocación hacia la ciencia y las tecnologías espaciales, dando como fruto una formación de bachillerato en Ingeniería Mecánica y un Masterado en Diseño e Ingeniería de sistemas espaciales en la Universidad de Michigan.

Durante esos años de formación, Elio tuvo algunas oportunidades laborales que lo condujeron hasta la NASA,la agencia aeroespacial más importante del mundo, lugar en donde hoy trabaja verificando la aviónica, las cargas útiles y el software del Rover Perseverance que viajó a Marte, para garantizar que las operaciones en ruta y en la superficie en el planeta rojo estén completamente caracterizadas.

tianwen-china-marte

China lanza su primera misión a Marte

Leer más

Pero ha llovido mucho desde las primeras misiones de la NASA a Marte, antes del proyecto del que es parte el guayaquileño. Misiones que han dado un gran aporte para entender cómo viajar por el espacio y plantear nuevas hipótesis sobre el planeta rojo:

Mas la pregunta continúa siendo la misma: ¿realmente existió vida en Marte? se trata de una incógnita por resolver que es el gran objetivo del robot Perseverance de Mars 2020. Para encontrar una respuesta, la NASA llevará varios instrumentos que ayudarán a identificar rastros biológicos a través de imágenes y análisis químicos.

Pero el Rover Perseverance tiene dos características únicas que lo diferencia de sus antecesores: la autonomía más compleja que se ha enviado en un robot hacia el espacio y la capacidad de poder viajar hasta 200 metros al día, algo que nunca se ha podido hacer con una tecnología autónoma en Marte.

Además, la agencia aeroespacial incluyó un pequeño helicóptero que acompañará a este rover, convirtiéndose en el primer instrumento volador dentro del planeta rojo. Esto, según Elio, será una prueba para entender cómo se debe operar este tipo de tecnologías y en un futuro poder enviar más helicópteros al espacio.

Una de las mayores dificultades para los viajes espaciales es la comunicación a grandes distancias, pero la de Marte, en particular, es aún más compleja debido a la lejanía que presenta con la Tierra.

Las razones del por qué aún no se envía humanos al planeta rojo son varias, pero el experto destaca una en particular: la radiación. Y es que todavía no hay un conocimiento avanzado sobre cómo los humanos puedan reaccionar ante la radiación de planetas como Marte.

También hace hincapié en que nuestro cuerpo no está diseñado para funcionar sin gravedad. Por esta razón, sostiene que el hecho de enviar robots rompe con esos grandes retos actuales porque “son una extensión del cuerpo humano ante las limitaciones naturales de este”.

crewd dragon space

Cinco datos que debes conocer sobre el lanzamiento de la NASA y Space X

Leer más

UNA OPORTUNIDAD ÚNICA PARA VIAJAR

A pesar de la dificultad que ha presentado la pandemia del coronavirus, el equipo a cargo del proyecto no permitió cambios en el cronograma para el viaje del Perseverance, por el simple hecho de que “el universo no perdona, especialmente cuando se viaja entre planetas”.

El joven ingeniero hace énfasis en esta parte ya que si no viajaban el pasado mes de julio, no podrían volver a realizar un despegue hasta dentro de dos años. ¿La razón? La ventana de lanzamiento. Los cohetes que utiliza la NASA no podrían escapar de la gravedad y llegar a Marte sin la física de los planetas:

El proyecto de Mars 2020 lleva casi una década de preparación, teniendo como fecha establecida para la llegada del Perseverance a Marte el 18 de febrero de 2021. Elio forma parte de éste desde el 2016.

El ecuatoriano destaca que una de las ventajas que ha tenido el Perseverance es que gran parte de su arquitectura se reutilizó de su predecesor, el Curiosity, gracias a Elio y su equipo, quienes se encargaron de analizar y arreglar los bancos de pruebas y subsistemas de las anteriores misiones.

Por otro lado, ante la incógnita de futuros viajes de humanos al planeta rojo, Elio responde que esto se trata de “algo muy real” y que la NASA está enviando un instrumento, llamado Moxy, que se encargará de utilizar el dióxido de carbono caracterizado en la tenue atmósfera de Marte, para convertirlo en oxígeno.

En algún futuro, vamos a necesitar este tipo de tecnologías para que los astronautas puedan respirar, así como para crear combustible para las naves que se necesitarían para regresar a casa.

El ecuatoriano asegura que todo este tipo de misiones están aportando a dar pasos gigantes para que de aquí a 20 años un humano toque la superficie de Marte.

emiratos marte trupulacion

Emiratos lanza la primera misión árabe a Marte el próximo 14 de julio

Leer más

UNA INVITACIÓN A CUMPLIR SUEÑOS

Más allá del viaje a Marte, el viaje de Elio para llegar hasta la NASA, ha sido uno de los recorridos más importantes en su vida. Destaca que la fortaleza de su mamá, las personas con las que se ha rodeado durante su historia y la dedicación, han sido algunas claves para entender quién es hoy y cuáles son sus propósitos.

A pesar de haber vivido situaciones complicados durante las migraciones de su familia, de haber crecido en uno de los barrios más peligrosos y pobres de Brooklyn, de no haber tenido televisión por cable o internet hasta una edad muy avanzada como él asegura, Elio es consciente de que todo puede cambiar. Por eso invita a cumplir los sueños y deja una serie de consejos a todos aquellos jóvenes que se interesen, no solo por la ingeniera espacial, sino por todo aquello que les apasiona.