El teatro de hospital, en busca de actores

  Buenavida

El teatro de hospital, en busca de actores

La fundación Voces Blancas formará a nuevos voluntarios que lleven alegría a centros de salud y albergues de varias ciudades

Teatro
Con pequeñas presentaciones de prueba, comienzan a poner en marcha el plan de retorno a sus actividades presenciales.Cortesía

La fundación Voces Blancas quiere reactivar su ‘Tren de colores’, que desde que comenzó la pandemia ha hecho recorridos en hospitales y albergues solo por vía Zoom.

Sus voluntarios aspiran a volver a sentir el contacto con los niños, aunque saben que no será tan cerca como antes. “Estamos haciendo un plan de retorno, donde se tomará en cuenta el distanciamiento. Prepararemos un show que permita a los pequeños interactuar sin necesidad de contacto físico”, explica Andrés Solís, quien dirige la agrupación solidaria.

Pero además de redefinir la forma en la que llevarán los sketches al público, quieren expandir su labor, con la que hacen olvidar por un momento a los niños las situaciones por las que atraviesan.

Teatro

Una experiencia al aire libre

Leer más

No solo se centrarán en Guayaquil, donde está su base de operaciones, sino que el plan es llegar a otras ciudades para formar a más actores de teatro de hospital. Ya hay en Quito un equipo de 30 voluntarios, de todas las edades, listos para ser parte de esta iniciativa que se hará de manera virtual, pero que tendrá un encuentro final presencial para constatar lo que han aprendido.

Quienes concluyan su formación, estarán listos para llevar pequeñas obras a hospitales y albergues.

Teatro
La fundación capacitará a voluntarios de varias ciudades para llevar el 'Tren de colores'.Cortesía

Convertirse en actores de teatro de hospital no será sencillo, pues requiere de varias técnicas. Francisco Holguín será el encargado de su formación. Para capacitarlos aplicará la técnica de clown. “Se utiliza la nariz como medio de expresión libre y espontánea, en el que se prioriza el lenguaje no verbal, conectando con el público a través de la mirada de su exponente, utilizando el cuerpo como medio de expresión, generando la comedia con acciones físicas e intensificando su mundo interno a través de la energía del actor o, en este caso, del payaso”, dice.

El objetivo es que quien se quiera sumar a este tipo de voluntariado, obtenga las herramientas para poder llegar al público con emociones.

Y como se trata de actividades dirigidas a niños en albergues o que están internados, se tiene pensado también incluir a psicólogos que ayuden a los voluntarios a estar preparados y manejar las situaciones que van a encontrar.

Infocentro

Artistas y voluntarios se unen para levantar un infocentro

Leer más

Andrés Solís cuenta que ya han tenido pequeñas presentaciones de prueba en las que han puesto en práctica el distanciamiento y que incluso hicieron un show en alianza con la fundación Dibuja una sonrisa para la entrega presencial de pelucas a personas con cáncer. El proyecto de expandir el ‘Tren de colores’ tendrá su primera parada en Quito, luego esperan ir a Portoviejo y seguir.