Yacimiento arqueologico de La Mana se nutre de experiencias de otro ubicado en Portoviejo

  Actualidad

Yacimiento arqueologico de La Mana se nutre de experiencias de otro ubicado en Portoviejo

Equipo de Investigación de Hojas-Jaboncillo apoya al proyecto de arqueódromo lúdico en Malqui-Machay.

Técnicos de varias disciplinas trabajan en el proyecto arqueológico Malqui-Machay.

Un equipo multidisciplinario del Instituto Nacional de Patrimonio Cultural Zonal 4 (Manabí, Santo Domingo y Galápagos), acudió al Yacimiento Arqueológico Malqui-Machay, con el objetivo es unir esfuerzos en la investigación, conservación, gestión y puesta en valor de esta área patrimonial, ubicada en el cantón La Maná, provincia de Cotopaxi.

Allí, junto con especialistas del Instituto de la zonal 3 (Pastaza, Cotopaxi,Tungurahua y Chimborazo), los miembros del Centro de Investigación e Interpretación de la Zonal 4, intercambiaron experiencias, métodos de investigación y manejo del sitio donde se ha considerado la realización de un arqueódromo.

Mayra Chiriboga, coordinadora del proyecto “Yo también soy arqueólogo”, ejecutado en el parque arqueológico Cerros Hojas-Jaboncillo (Portoviejo) desde abril del 2019, indicó que “es importante dinamizar los recursos que impulsen a niños, jóvenes y adultos a equilibrar el desconocimiento y el bajo accionar de la ciudadanía sobre las actividades que comprenden salvaguardar los bienes patrimoniales y arqueológicos”.

El sitio arqueológico Malqui-Machay, que según estudios en quichua significaría ‘sepultura del cuerpo del progenitor del ayllu’, es un sitio monumental donde se evidencia un espacio arquitectónico con presencia de vestigios arqueológicos de las culturas Panzaleo, Yumbos, Puruhaes e Incas.

“En el sitio monumental se iniciará un proceso de restauración que, en conjunto con las investigaciones arqueológicas e históricas, permitirá a la ciudadanía recuperar un legado de conocimiento, deleite, memoria y refuerzo de nuestra identidad”, explicó el INPC.

Bolívar Galarza y Edison Mena, funcionarios de la zonal 3, enfatizaron la labor de seguimiento y apoyo técnico que el Instituto de Patrimonio ha realizado en el área patrimonial, en conjunto con los propietarios del terreno y el GAD cantonal; expresaron que es fundamental el monitoreo permanente y multidisciplinario debido a la importancia del sitio para llevar adelante un proyecto cultural de gran envergadura.

Juan Jijón, director del Centro de Investigación e Interpretación del INPC Zonal 4, sotiene que dentro de la consolidación del Sistema de Áreas Arqueológicas y Paleontológicas del Ecuador, esta experiencia de intercambio Sierra-Costa entre equipos multidisciplinarios ligados al patrimonio cultural, “sirvió como una de las primeras acciones en cuanto a la integración nacional de los yacimientos arqueológicos y sus gestores, permitiendo así alianzas estratégicas perdurables”.