A veces estudiar es un sacrificio

  Actualidad

A veces estudiar es un sacrificio

En estos tiempos difíciles, tanto en lo social como en lo político, la noticia de una joven pareja que tiene que llevar su bebé a las aulas universitarias para poder terminar sus estudios es ejemplarizadora pero de gran sacrificio, más aún cuando no hay los medios ni la confianza en la actualidad para encargar a nadie el cuidado de los hijos. Esto, además de representar un gran esfuerzo a los jóvenes padres, da muestra de que cuando existe la voluntad se rompe barreras. Y de que “El amor todo lo puede, todo lo soporta, todo lo cree” y nunca se rinde ante las adversidades de la vida; así demuestran que todo es posible lograr a costa de sacrificio.

Ana Buendía