Tres muertos en un accidente

  Actualidad

Tres muertos en un accidente

Atahualpa. El auto Suzuki perdió el control e impactó al Renault.

Jorge Bonilla, su esposa Shirley Castro (30 años) y su suegra, Juana Parrales (65 años), fueron las víctimas mortales de un accidente de tránsito registrado el domingo en la vía Santa Elena-Guayaquil, del que quedaron otros tres heridos.

En el vehículo que conducía Bonilla, un Renault salió temprano desde Santa Elena. En él viajaban su esposa embarazada de mellizos (6 meses), sus dos hijas, su suegra y su cuñada. Habían salido temprano por una consulta ginecológica y ya estaban de retorno a su hogar.

Al llegar a la localidad Atahualpa, un vehículo que circulaba en sentido contrario invadió inesperada el carril y los impactó de frente.

Shirley y su madre murieron en el accidente, mientras que Bonilla falleció horas después en el hospital de la península. Según los médicos, no resistió la operación que le estaban practicando con la intención de salvarle su vida.

Un hermano de Shirley, Elías Castro, fue el primer familiar en atender al llamado de emergencia del hospital Liborio Panchana, de Santa Elena, a donde había llegado Bonilla en grave estado de salud. No fue hasta ayer, que la familia conoció que también había fallecido, dejando en la orfandad a sus dos hijas, de 4 y 12 años de edad.

“Sí, son ellas, mi madre y mi hermana. Ambas están muertas. Mis dos sobrinas están heridas”, contestaba a los familiares y amigos que le llamaban a su celular para saber qué había ocurrido.

Según los familiares, Bonilla estaba feliz por el embarazo de su esposa. El médico que la atendía había confirmado que no era uno sino dos varones los que iban a tener. “Sus mellizos lo tenían muy entusiasmado. Siempre se refería a ellos con gran felicidad. Desde que se enteró que venían dos empezó a hacer planes y comprarles la ropita”, comentó Ana Parrales, pariente de los fallecidos.

Las investigaciones preliminares de los agentes de tránsito aseguran que uno de los neumáticos delanteros del Suzuki SZ habría explotado, por lo que el conductor se desvío del carril e impacto al automóvil blanco.

El carro SZ circulaba en el sentido Guayaquil-Santa Elena, mientras que el Renault se dirigía desde Santa Elena hacia la población de Buenos Aires, donde residían las víctimas.

Hasta el cierre de esta edición, los restos de los fallecidos permanecían en la morgue del hospital Panchana. Sus familiares están realizando las gestiones para retirarlos y transportarlos hasta Jipijapa, de donde era oriunda la pareja de esposos.

Hasta ayer, los tres heridos continuaban bajo vigilancia médica en el hospital provincial.