Actualidad

La toma de pruebas para detectar el coronavirus aumenta en la capital

El Municipio analiza, con laboratorios aliados, cerca de 3.000 pruebas al día. En una semana fueron 21.885

QUITO HOSPITALES
Uno de los centro de triaje en Quito realiza pruebas a los ciudadanos.GUSTAVO GUAMAN / EXPRESO

No todos son números negativos. La Secretaría de Salud del Municipio de Quito confirmó que al momento se están procesando hasta 3.000 muestras diarias para la detección del coronavirus en la ciudad. Las pruebas, que fueron adquiridas bajo un proceso irregular que está en investigación de la Fiscalía General, se evalúan en laboratorios privados, públicos y en espacios de la academia.

A1-6549763 (16549763)

Jorge Yunda asegura que el Municipio tiene complicaciones para pagar sueldos

Leer más

La semana pasada, como ejemplo, los laboratorios de la Universidad Central del Ecuador y de la Universidad Tecnológica Equinoccial (UTE) analizaron cerca de 500 pruebas diarias. El Hospital del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) del Sur y el Hospital de Calderón también están receptando muestras y generando resultados. 

En la semana se procesaron 21.885 muestras. De esas, solo 500 están pendientes de tener resultados.

Linda Guamán, científica asesora de la Secretaría, aseguró que el incremento en el procesamiento de pruebas responde a los convenios que se firmaron en la administración actual. También aseguró que la positividad aún tiene niveles bajos.

De las pruebas procesadas la semana pasada, menos del 25 % dieron positivo. La mayoría fueron resultados negativos.

Los fallecidos en la provincia incrementan a diario

Quito registra 307 fallecidos en vías y domicilios

Leer más

Analistas y científicos esperan que esa tendencia se mantenga aunque admiten que no será sencillo. El 25 de agosto, por ejemplo, se comenzarán a ver los contagios producidos durante el feriado del 10 de Agosto. Las autoridades relajaron las restricciones para impulsar al sector turístico.

En la primera quincena de septiembre, además, podría evidenciarse un alza en el porcentaje de fallecidos por la pandemia. La consecuencia de menos restricciones.