Sector de pesca de Guatemala rechaza veto a plantas de camaron ecuatorianas

  Actualidad

Sector de pesca de Guatemala rechaza veto a plantas de camaron ecuatorianas

La medida implica que las plantas de Ecuador “no podrán proveer camarones a la industria guatemalteca”.

La medida implica que las plantas de Ecuador “no podrán proveer camarones a la industria guatemalteca”.

El sector de pesca y acuicultura de Guatemala rechazó este 3 de octubre el veto que las autoridades emitieron contra las plantas ecuatorianas de camarón, lo que pone en riesgo 1.800 empleos en la costa sur del país además de una pérdida de 22 millones de dólares en negocios. El sector organizado a través de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (Agexport) hizo este lunes 3 de octubre la denuncia pública, según la cual dos plantas procesadoras están en riesgo de cierre.

Según señalan, la dirección de inocuidad del Viceministerio de Sanidad Agropecuaria y Regulaciones del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación tomó “decisiones arbitrarias” al dictaminar “de forma desfavorable” sobre los estándares de calidad de las plantas ecuatorianas, a pesar de que “autoridades superiores emitieron las disposiciones correctas”. La medida implica que las plantas de Ecuador “no podrán proveer camarones a la industria guatemalteca”, un hecho que además “pone en peligro” las relaciones comerciales entre Guatemala y Ecuador, lo cual impactaría en “la pérdida de la competitividad” de la industria camaronera guatemalteca.

“Estas malas decisiones tienen consecuencias económicas adversas para la industria guatemalteca debido a que pierde socios comerciales como es el caso de Ecuador, para quien Guatemala significa solamente el 0,05 % de sus exportaciones de camarón, mientras que para nuestro país esta medida es alarmante”, explicó el director de la comisión de Pesca de Agexport, Sergio García. En su opinión, estas medidas “discrecionales” están “obstaculizando y desgastado la competitividad de la industria maquiladora de camarón en lugar de convertirse en un aliado del sector productivo para impulsar su desarrollo y facilitar el comercio internacional”.

García explicó que no hay registros históricos en Guatemala de la inocuidad de los camarones importados, por lo que solicitó al Ministerio de Agricultura tomar las medidas necesarias para “recobrar su gobernabilidad y jerarquía” y que el Viceministerio, a cargo de Byron Acevedo, retroceda en su decisión. Guatemala se convirtió en un país maquilador de camarones con los consecuentes impactos positivos en la generación de empleo, pues el sector pesquero genera trabajo para más de 12.800 personas, ubicadas especialmente en la región de la costa sur, y genera al país ingresos de alrededor de 200 millones de dólares anuales.

Ecuador, de acuerdo con Agexport, es uno de los mayores productores de camarón de cultivo a escala mundial y con más de 40 años de experiencia en el cultivo e investigación. Además, es el segundo mayor exportador de camarón a escala mundial y primero en Latinoamérica. Cuenta con las mayores y mejores plantas de procesamiento de camarón en el hemisferio occidental y todas exportan a los mercados de la Unión Europea, Estados Unidos y otros.