Samba ecuatoriana

  Actualidad

Samba ecuatoriana

En cinco décadas, 23 futbolistas ecuatorianos han fichado para clubes brasileños. Pero, lo más llamativo se dará en 2017: por primera vez estarán seis.

Samba ecuatoriana

En cinco décadas, 23 futbolistas ecuatorianos han fichado para clubes brasileños. Pero, lo más llamativo se dará en 2017: por primera vez estarán seis.

Esa relación entre los ecuatorianos y el fútbol brasileño inició en 1966. Polo Carrera firmó por Fluminense. En ese entonces era muy raro que un deportista local vaya al exterior y mucho más, como refuerzo a la tierra del ‘Rey Pelé’.

“Fui a Brasil por recomendación del técnico Gradín. Él me llevó a Río de Janeiro. Inclusive estuve en su casa dos meses. Me presentaron al presidente y desde el primer entrenamiento quedaron convencidos”, cuenta Carrera.

El exfutbolista recuerda que en esa época en el fútbol de Brasil eran “muy nacionalistas”. Pero, lo aceptaron porque “hacía lo mismo que ellos”. Con orgullo señala que tuvo “la bendición de contar con un nivel que me permitió estar allí, era el único extranjero en un equipo que tenía a cuatro seleccionados brasileños”.

Desde Carrera pasaron 23 años para que otro nacional despierte el interés de ese país. Hólger Quiñónez firmó para Vasco Da Gama en 1989.

Y tras él, los tricolores empezaron a ser contratados con más frecuencia, hasta la planificación 2017.

El próximo año jugarán Frickson Erazo y Juan Cazares en Atlético Mineiro, Junior Sornoza y Jefferson Orejuela en Fluminense, Miler Bolaños en Gremio y Luis Caicedo en Cruzeiro.

De ellos, Caicedo, Orejuela y Sornoza debutarán en la próxima campaña. Fueron parte de la histórica participación del Independiente del Valle en la Libertadores, llegando a la final.

Además, los dos primeros dieron el salto hacia la selección y forman parte de las últimas formaciones titulares en las eliminatorias al Mundial.

Caicedo ya se presentó en el Cruzeiro y superó las pruebas médicas. Él debutará en enero. “Me siento feliz y agradecido, es un paso importante en mi carrera y espero conseguir cosas importantes”, dijo apenas se puso la nueva camiseta.

Orejuela y Sornoza seguirán su camino la próxima semana.

“Tengo muchas expectativas por esta nueva experiencia. Deseo aportar al máximo para ganarme un puesto y conseguir títulos”, señaló Orejuela.

Mientras Erazo, Cazares y Bolaños ya están adaptados a ese fútbol. De ellos, Bolaños tendrá una oportunidad de tomarse una revancha. Este 2016 no fue como él esperaba. Las lesiones y los problemas fuera de la cancha se convirtieron en un dolor de cabeza.