El reto de crecer en medio de la recesion

  Actualidad

El reto de crecer en medio de la recesion

Elecciones. Alejandro Domínguez ocupaba el cargo interino en el organismo por Napout. Ayer en los sufragios fue respaldado.

Tiene dos años alejado de las cámaras, los micrófonos, las ajetreadas reuniones con empresarios y autoridades, pero es una rutina que aún añora. Desde que entregó la presidencia de la Cámara de Comercio de Guayaquil, Eduardo Peña Hurtado, ahora le toca ver ese trajín de lejos y vivir los propios desafíos que se ha impuesto, en una nueva aventura de hacer empresa.

Con una agenda menos complicada, Peña cuenta que su vida hoy transcurre entre su hogar, el deporte y la compañía que gerencia: Seguros Cóndor. En este sector, sostiene, incursionó hace apenas cuatro años, tomando clases personales impartidas por su padre, conocedor de este sector. “Ahí todavía estaba en la Cámara. Tenía el horario mucho más apretado, con jornadas diarias de trabajo de más de 10 horas. Cuando regresé de lleno, todo estaba bien y eso realmente se lo debo al equipo de lujo con el que he estado trabajando”, asegura.

En este tiempo no ha dejado de ser crítico de la política actual del país a la que, dice, le ha faltado tino para fortalecer nuevas fuentes productivas y generadoras de ingresos. Un hecho que hoy tiene a Ecuador en recesión económica y cuyos efectos también repercuten en el sector donde labora. “El año pasado, la venta de primas cayó un 4 %. Este es un mercado que se contrae, donde tenemos nuevas regulaciones, estamos haciendo retenciones para un nuevo impuesto que es un 1,5 % sobre el primaje adicional”.

Pero todo eso, lejos de significar un problema, ha obligado a que él y su equipo sean más eficientes. Esa, dice, ha sido el arma para avanzar contracorriente y hacer del 2015, contrario a lo que se dice, un buen año. “Logramos crecer un 11 %, basándonos en estrategias comerciales agresivas, como la apertura de oficinas. Antes solo estábamos en Guayaquil y Quito, pero hoy tenemos oficinas en Ambato, Manta y Machala”. El año pasado esta firma logró vender $ 18,5 millones en seguros, el 38 % de ellos en el segmento de vehículos. Para este año, la clave es reforzar la estrategia y aspirar a crecer un 15 %. Un reto que contempla la oferta de nuevos servicios, como la venta de seguros de vida. “Hemos solicitado ya a la Superintendencia de Compañías una autorización para emitir ese tipo de primas. Estamos esperando una respuesta. En una crisis como esta, creo que es prudente dar esa oportunidad a empresas consolidadas como la nuestra”.

Peña, médico de profesión, ya ha demostrado no tener límites para desenvolverse en el sector empresarial. Antes trabajó en el área de desarrollo de software, en la administración de medios de comunicación, y ahora, en este sector que le genera nuevos desafíos. Cóndor, que este año cumplirá 50 años de fundación, proyecta ampliar su participación en el mercado. Actualmente su representación ocupa un 1,2 % del pastel, pero la intención es llegar al 4 % en los próximos 5 años. “Y nos estamos encaminando para eso. Por eso no es de extrañarse que aún cuando el mercado decrece, nosotros estemos creciendo”, sostiene este máster en Administración de Empresas del Incae.