Relaciones con los EE. UU.

  Actualidad

Relaciones con los EE. UU.

La visita del vicepresidente de los Estados Unidos, Mike Pence, iniciada ayer en el marco de una gira por Latinoamérica, marca un cambio radical en las relaciones bilaterales del Ecuador con el gigante del norte, lastimadas en alto grado durante el gobierno anterior.

En efecto, evidenciando una orientación pragmática fundamentada en el interés concreto del país, que supera las posibles diferencias generadas por las visiones ideologizadas, se miran ahora las relaciones con los Estados Unidos, no solo con la atención que se debe brindar a quien es el primer socio comercial, sino también como la requerida respecto a la potencia tecnológica que puede contribuir a robustecer la lucha contra las acciones que el narcoterrorismo desarrolló en la provincia de Esmeraldas, con las trágicas consecuencias que todavía se lamentan.

Al respecto, siendo los asuntos de seguridad parte de las prioridades de la agenda de Pence, al involucrar la lucha contra el tráfico de drogas, se relacionan con los cultivos de las plantaciones de coca de los que está llena la frontera sur de Colombia, vecina con el Ecuador. Cabe sobre el asunto advertir como tema de conversación que Colombia, asumiendo que dichos cultivos se han incrementado notablemente en su territorio, ha decidido volver a fumigarlas usando glifosato. Ello debe motivar una reacción de nuestra Cancillería dada la toxicidad del mencionado agente químico para los seres humanos, los animales y otros cultivos, la cual está científicamente probada y que a su tiempo ya motivó una reclamación ecuatoriana que fue atendida favorablemente.

Por lo demás, se esperan los acuerdos comerciales propios de este tipo de visitas y, parece estar claro, también la coincidencia de medidas destinadas a garantizar la plena vigencia de los valores democráticos y el respeto a los derechos humanos en países hermanos como Nicaragua y Venezuela, asuntos sobre los cuales el Ecuador se había mostrado ambiguo.

Hay igualmente, por parte del Ecuador, toda una lista de solicitudes de extradición, con años de trámite, no resueltas.

La visita de Pence es la primera que un mandatario de los Estados Unidos realiza luego de transcurridos 34 años, cuando se dio la del vicepresidente George H. Bush, a la posesión presidencial de Febres-Cordero.