Con el presupuesto salta la enorme deuda

  Actualidad

Con el presupuesto salta la enorme deuda

Este año el Gobierno necesitará 36.818 millones de dólares para gastos e inversión.

Con el presupuesto salta la enorme deuda

La mesa estaba lejos de encontrarse servida. Y anoche, con la serenidad que lo caracteriza, el presidente Lenín Moreno le mostró al país una mesa con escaso alimento y una dardo contra quienes le dejaron esa herencia. Todos esperaban ayer el dato del presupuesto, lo que nadie había sumado era la fila de los pasivos del Estado: casi $ 58.000 millones.

Este año el Gobierno necesitará 36.818 millones de dólares para gastos e inversión.

El monto llega a esa cantidad, según el presidente, porque el Gobierno anterior tomó “decisiones que no fueron debidamente mesuradas y se puso al límite la sostenibilidad de nuestra economía”.

Anticipándose a las críticas de sus copartidarios, Moreno dijo que “no existe nada más revolucionario que la verdad y la transparencia”.

¿Cómo dejó la economía el expresidente Rafael Correa? El primer dato es que se requieren alrededor de 8.000 millones de dólares anuales para cubrir el déficit fiscal y pagar las amortizaciones de la deuda interna y la externa.

Dicha deuda, a mayo, alcanzó los 41.893 millones de dólares. En ese ítem, por primera vez, se incluyen los haberes con los gobiernos locales. A eso, debe sumarse lo pendiente por ventas anticipadas de hidrocarburos, que suman 8.000 millones adicionales.

En la lista de pendientes están, además, la deuda con el IESS, que reconoció Contraloría, por $ 2.878 millones; obligaciones por $ 4.367 millones de dólares; además del incentivo a la jubilación, que se acerca a $ 1.000 millones. “La situación es crítica”, subrayó.

Aunque no dio detalles, dijo que como respuesta se aplicará un conjunto de medidas de austeridad y optimización de la inversión pública.

Entre las prioridades de gasto estarán la educación, salud, vivienda, bienestar social, seguridad, riesgos y defensa nacional (ver cuadro).

¿De dónde saldrán los recursos? Los rubros más fuertes serán los impuestos y la contratación de más deuda. Por este último, el Estado espera recaudar 11.670 millones de dólares.

El presidente Moreno, sin embargo, no especificó quién prestará dinero al Ecuador con el escenario actual.

Lo que sí dijo es que con las medidas que aplicará y con el apoyo del sector privado, espera lograr un déficit fiscal de 4.700 millones de dólares. Es decir, 1.000 millones menos que en 2016.

La meta gubernamental es que hasta el 2021 el déficit sea equivalente al 2 % del Producto Interno Bruto (PIB). Es decir, unos 2.000 millones de dólares.

Lenín versus Correa

1. El gasto

El presidente Correa sostenía que había que gastar para que la economía crezca. Lenín Moreno exige austeridad a sus funcionarios.

2. Deuda pública

El Gobierno anterior sostuvo que la deuda era manejable (del 41 % del PIB). El actual ha dado un dato alarmante: 57 % del PIB.

3. Mesa servida

Rafael Correa, desde su optimismo, dijo que “la mesa está servida”. Moreno ha dicho que la obra de su antecesor ahora hay que pagarla.

4. Dinero

Para funcionarios del anterior Gobierno, el único que podía manejar el dinero electrónico era el Banco Central. Ahora lo hará la banca privada.

Medidas

El Gobierno y su plan de 5 acciones

El diagnóstico es poco alentador. “La situación es crítica”, insistió el presidente Lenín Moreno. “Heredo un endeudamiento y un grave escenario”, dijo.

Por eso, además de dar las cifras del presupuesto, hizo un resumen de las primeras acciones de política pública que tomará su gobierno de manera inmediata. ¿El objetivo? “Necesitamos mejorar las condiciones de financiamiento, generar mayores ingresos, aumentar nuestras exportaciones, el ingreso de dólares a la economía y fomentar la inversión privada”, aseguró.

En el plan oficial hay cinco medidas.

La primera: Dinamizar el sector de la construcción, con un proyecto de fomento y facilitación, y la revisión de la llamada Ley de la Plusvalía, “sin renunciar a la lucha contra la especulación del suelo”, indicó.

La segunda: Incentivar la inversión y el ingreso de divisas, con un proyecto de ley que permita la repatriación de capitales de quienes los tienen en el exterior.

La tercera: Impulsar el uso de medios de pago digitales, lo que se conoce como dinero electrónico, en coordinación con el sistema financiero nacional.

La cuarta: Seguir con la política de austeridad que, según Moreno, se aplica desde el primer día, “principalmente en contrataciones de personal, consultorías, publicidad, vehículos, viajes, entre otros”.

La quinta: Priorizar la inversión pública hacia lo estrictamente necesario para cumplir con las metas y objetivos de desarrollo que fueron trazados.

REACCIONES

César Rohón, Asambleísta PSC

“Era mejor no aumentar el gasto público”

El presidente Moreno está haciendo un gran esfuerzo. Lo primero que hizo es transparentar las cuentas. Hoy, gracias a eso, nos hemos desayunado que la deuda pública es de casi 60.000 millones de dólares. Esto no solo necesita disciplina fiscal, sino la reducción del tamaño del Estado.

Juan C . Jácome, analista

“El verdadero problema es de flujo”

El problema no radica en cuánto pasivo se tiene, sino cuánto cuesta honrarlo. Si vemos solo la deuda, el problema está en cómo pagar sus intereses y capital con sus ingresos corrientes. Esta ‘cuota’ vista respecto de los ingresos permanentes está por el orden del 15 % aproximadamente.

Jeannine Cruz, asambleísta

Hay que ver cómo se paga la deuda

Es alarmante que en plena bonanza petrolera... nuestro país haya quedado en crisis. Ahora la gran pregunta es de dónde vamos a sacar para pagar lo que nos han dejado: un país en bancarrota... Estaremos atentos a que las medidas que se tomen no sean un golpe más para los ecuatorianos.

COMPROMISOS

El Gobierno planteará dos reformas tributarias

Cumplir con el plan gubernamental, luego de las cifras reveladas por el presidente Lenín Moreno, no será sencillo. El ministro de Finanzas, Carlos de la Torre, precisó algunas acciones que se ejecutarán para llegar a la anhelada recuperación económica.

En una entrevista con un medio de comunicación público, el funcionario dijo que habrá dos reformas a tributos para incentivar al sector privado. La primera eliminará los impuestos que se cobran cuando capitales ingresan al país. Las tasas que se pagan habitualmente por repatriar capitales serán eliminadas para que los actores privados puedan traer de nuevo su dinero.

Eso servirá, detalló el ministro, para tener más capital en la economía y para fomentar la inversión privada.

La otra reforma estará ligada a la Ley de Plusvalía. Como anunció Moreno a inicios de semana, la revisión del impuesto ayudará a que el sector de la construcción mejore su preocupante situación.

Antes de hablar de la deuda, De la Torre precisó que el Gobierno del expresidente Rafael Correa pudo tomar mejores decisiones a la hora del gasto público.

Sobre la deuda, el ministro aclaró que los casi 58.000 millones de dólares corresponden a todos los compromisos del Estado, incluso de las empresas públicas petroleras. El monto, que equivale a cerca del 58 % del PIB, no contraviene la ley porque para el límite de deuda pública (40 % del PIB) solo se toma en cuenta la deuda consolidada, no las cuentas por pagar entre entidades del Estado.

JMF